CAPITAL CULTURAL

El colectivo crítico con San Sebastián 2016 toma cuerpo

El movimiento invitará a otros grupos de protesta a unas jornadas

Un cartel colocado en la Parte Vieja anuncia la celebración de la última asamblea del movimiento crítico con San Sebastián 2016.
Un cartel colocado en la Parte Vieja anuncia la celebración de la última asamblea del movimiento crítico con San Sebastián 2016.JAVIER HERNÁNDEZ

El movimiento crítico con San Sebastián 2016, entre otras cosas por la visión “mercantilista” del proyecto, prepara una batería de actos para mostrar su rechazo al proyecto de capitalidad. Tras varias asambleas celebradas en una casa okupa del barrio de Gros, 2016 Desokupatu (Desocupar 2016) se propone celebrar en octubre unas jornadas con representantes de otros colectivos que en su día se opusieron a eventos de la envergadura de la capitalidad, como el Foro Universal de las Culturas, celebrado en Barcelona en 2004, o la Exposición Internacional que acogió Zaragoza en 2008.

El movimiento, alumbrado al amparo del colectivo contrario al Tren de Alta Velocidad (TAV), grupo de protesta próximo a la izquierda abertzale y liderado por Mikel Álvarez, celebró ayer una nueva asamblea para perfilar las actividades que impulsarán. Este domingo, coincidiendo con la celebración de la primera jornada de la Bandera de La Concha, instalarán una barra en la Parte Vieja para recaudar dinero, según anuncian en carteles colgados por la ciudad.

2016 Desokupatu ha trazado los esbozos de las actividades que pretende impulsar en foros de Internet. “Ya llegará el momento de hablar con los medios de comunicación”, explica una de las personas asidua a las asambleas. Además de las jornadas, celebradas el mismo mes que San Sebastián 2016 tiene previsto inaugurar su sede y acoger una reunión con representantes de otras capitalidades, los críticos quieren crear una oficina alternativa a la del proyecto para “contar las otras realidades y situaciones de la ciudad” y organizar un tour para mostrar la cara de la capital alejada de las postales turísticas.

Poco tiene que ver el lenguaje empleado en los documentos que los miembros del movimiento comparten para explicar lo debatido en las asambleas con el que utilizaron en la redacción de un informe sobre San Sebastián 2016. En el documento, hecho público en mayo, no dudaban en tildar de “patéticas” algunas de las declaraciones de apoyo del alcalde, Juan Karlos Izagirre (Bildu), hacia el proyecto. “La argumentación no es fácil. Tenemos que ir al grano y hacer crítica de base. Más que estar en contra, [hay que] plantear preguntas. Al criticar [tenemos que] utilizar el humor, la sátira y la parodia”, se aconsejan los unos a los otros, además de ponerse como tarea contactar con “personas de la cultura o la universidad que tengan una perspectiva crítica con este tema”.

Izagirre, por su parte, explicó ayer que hoy y la próxima semana el patronato de San Sebastián 2016 celebrará sendas reuniones para determinar cuál de los tres candidatos finalistas es elegido director del proyecto.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50