Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los tres candidatos del PSOE buscan votos en un PSPV sin mayoría clara

Sánchez, Madina y Pérez Tapias coinciden en tierras valencianas al final de la campaña

Los tres candidatos a la secretaría general del PSOE no coincidieron este viernes, en el cierre de la campaña, por casualidad en tierras valencianas. La recogida de avales para optar a la elección interna, que se realizará el próximo domingo, reveló una clara división de opiniones en el PSPV-PSOE, la segunda federación del partido en número de afiliados. Pedro Sánchez consiguió 4.102 avales, Eduardo Madina logró 3.488 y José Antonio Pérez Tapias un total de 1.079.

La falta de una mayoría clara hace más viable pescar votos indecisos en el terreno del PSPV que en una Andalucía donde la recogida de avales evidenció la apuesta contundente de la federación que lidera la presidenta de la Junta, Susana Díaz. Allí obtuvo Pedro Sánchez 14.389 avales, frente a 2.698 de Madina y 2.129 de Pérez Tapias, que es de Granada.

La divergencia de opiniones no es nueva entre los socialistas valencianos; más bien parece una tradición. Bajo la posición oficial de “neutralidad activa” del secretario general, Ximo Puig, los más cercanos a él no disimularon el jueves su apoyo a Sánchez, en un acto celebrado en Valencia. Procedente de Cartagena, Sánchez estuvo este vienes en Elda y Alicante, donde el apoyo a Madina es más fuerte, aunque procede de sectores que apoyan a Puig. Por la noche viajó a Castellón. “El PSOE debe remontar a través de Murcia, Valencia y Madrid”, proclamó Sánchez en Cartagena, aludiendo a tres comunidades autónomas que el PP convirtió en graneros de voto hace ya muchos años. “Nosotros somos el PSOE, un partido de mayorías, que queremos central en la izquierda y en el sistema político español”, dijo en Alicante, donde pidió “un respaldo mayoritario” que le permita “unir al partido en esta nueva etapa”.

Madina hizo lo contrario. Mantuvo un encuentro con militantes en Valencia, donde la mayoría del PSPV-PSOE apoya a Sánchez, aunque sectores próximos a Toni Gaspar, rival de Puig en las primarias internas, y algunos partidarios del propio secretario general, le apoyan. Madina afirmó que “pase lo que pase, el PSOE ya ha salido ganando” con el inédito proceso de elección del secretario general por todos los militantes. Y apostó por presentarse como “un aliado para forzar el cambio de Gobierno en la Comunidad Valenciana”. Madina no escatimó críticas al PP y al presidente de la Generalitat, Alberto Fabra, y aprovechó para criticar la irregularidades detectadas desde Bruselas en el cómputo del déficit y la deuda valenciana. “Es demasiado lo que se ha vivido aquí, es insultante hacia la sociedad valenciana”, proclamó.

Pocas horas antes, en la misma sede del PSPV-PSOE, en la valenciana calle de Blaqueries, había comparecido Pérez Tapias, que en Castellón, donde se reunió con militantes y simpatizantes, indicó que la imparcialidad del proceso “ha de estar mejor asegurada” y no eludió el asunto polémico del final de la campaña para pedir que se deje a Pedro Sánchez aclarar su presencia en la asamblea de Caja Madrid cuando era concejal del Ayuntamiento, de forma que “no se convierta en una fuente de ruido”. Con cierto humor andaluz, Pérez Tapias comentó: “Dicen que mi candidatura es la tercera en discordia, pero para darle la vuelta a eso digo que soy el primero en concordia”.