Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
socialistas vascos

El PSE descarta la vinculación entre los avales y sus próximos congresos

Bizkaia y Gipuzkoa comparten posiciones a pesar de discrepar sobre Madina

La dirección y dirigentes cualificados del PSE-EE descartan que el resultado registrado en cada uno de los tres territorios vascos en el proceso de recogida de avales entre los aspirantes a secretario general del PSOE vayan a influir en el debate interno de los cuatro próximos congresos previstos para el mes de septiembre. El abierto distanciamiento de Gipuzkoa con respecto a los defensores de la candidatura de Eduardo Madina será, por tanto, una cuestión puntual a pesar de que ha resultado determinante.

 

“Las coincidencias entre Gipuzkoa y Bizkaia se mantienen intactas como siempre”, se apresuró a asegurar ayer un dirigente socialista al ser preguntado por el abierto desmarque registrado entre ambas territoriales durante la campaña de captación de avales. “El apoyo de Bizkaia a Madina era previsible y lo único que puede sorprender es el elevado índice de participación que ha habido en Gipuzkoa”, un dato que se atribuye al peso específico de que goza entre la militancia su aparato, en manos de Iñaki Arriola y Miguel Ángel Morales y cuya candidatura rozó el 100% en el congreso de su elección.

En esta campaña de recogida de avales, la dirección del PSE-EE ha mantenido una reconocida neutralidad en sus posicionamientos. José Antonio Pastor, uno de los dirigentes más influyentes, participó en los actos de los dos aspirantes con más respaldo de la militancia. A su vez, la cena entre Patxi López y Pedro Sánchez fue entendido como un gesto de cortesía por parte del secretario general de los socialistas vascos.

No se descarta alguna sorpresa en el proceso de sustitución de Pastor

A pesar de la apuesta de la dirección del socialismo guipuzcoano por Pedro Sánchez, uno de sus miembros recurrió a una imagen ilustrativa para confirmar que no se han alterado “los vasos comunicantes” entre los dos territorios con más peso en el PSE-EE. “Miguel Ángel Morales y Mikel Torres son íntimos, de compartir las vacaciones de verano y así van a seguir a pesar de los avales”, precisó.

Así las cosas, ante el próximo congreso regional extraordinario del PSE-EE, y donde cobra especial protagonismo la necesaria sustitución de Patxi López como secretario general, las direcciones de Bizkaia y Gipuzkoa volverán a coincidir como es habitual cuando afrontan escenarios comprometidos. Esta conjunción de voluntades cobró vigencia precisamente en la sustitución del entonces líder del socialismo vasco Nicolás Redondo Terreros en favor de López.

Ahora, a pesar de las divergencias respecto a Pedro Sánchez y Eduardo Madina, los núcleos duros de cada una de las territoriales mantienen intacta su visión sobre el futuro del PSE-EE, aunque hay quien advierte que la nueva situación generada tras la salida de Alfredo Pérez Rubalcaba “puede animar a algún crítico a presentarse”. No obstante, la alternativa de Idoia Mendia emerge ahora mismo como la vía más compartida.

En cambio, se espera alguna sorpresa ante el relevo de José Antonio Pastor en la dirección de los socialistas vascos. Aunque en un principio se creía que la dirección propiciaría como alternativa alguno de los miembros de la actual ejecutiva, es bastante previsible que surja alguna opción más.

En Gipuzkoa, en cambio, el control de situación que viene exhibiendo la actual dirección ahorra cualquier tipo de especulación, aunque se mantienen posiciones particulares críticas principalmente con la escasa apertura del partido al debate interno. “Siempre que se llega a este tipo de elecciones surge el nombre de Santano”, indicó un socialista guipuzcoano en referencia a las expectativas que concita el alcalde de Irún, localidad que ayer celebró la festividad de San Marcial y que ocupó sobremanera la actividad del primer edil socialista.