Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

IU amaga con apoyar una investigación sobre los cursos de formación

Los socialistas aseguran que una comisión “ni procede, ni corresponde”

Antonio Maíllo.
Antonio Maíllo.

El supuesto fraude en los cursos de formación puede ahondar en la herida que el realojo de las familias de la corrala La Utopía (Sevilla) ha dejado en el Gobierno de coalición de PSOE e Izquierda Unida en la Junta de Andalucía. Los socialistas han asegurado tajantemente que no apoyarán una comisión de investigación en el Parlamento andaluz si los populares así lo solicitan. IU, por su parte, no descarta “absolutamente nada”. “Tenemos que garantizar ante la sociedad andaluza que se sepa la verdad de esas presuntas irregularidades”, defiende el coordinador general de IU, Antonio Maíllo.

Y para esclarecer esas “anomalías”, la formación de izquierdas lo tiene claro: la fórmula debe ser “la que mejor se vea para investigarlas”. Sea cual sea, incluso, una comisión en la Cámara andaluza. “Queremos profundizar en esa información, de hecho vamos a hacerlo y a conocer qué es lo que ha ocurrido y no descartamos absolutamente nada”, mantiene Antonio Maíllo, informa Europa Press. “La transparencia es el mejor instrumento para satisfacer la demanda de información de supuestas irregularidades y evitar los circos”, agrega.

Maíllo: "Queremos profundizar en esa información. No descartamos nada"

Para los socialistas, por su parte, la comisión de investigación en el Parlamento “ni procede, ni corresponde”. Al igual que ha hecho la presidenta de la Junta, el secretario de Organización del PSOE, Juan Cornejo, ha explicado que la Administración autónoma lleva desarrollando desde septiembre una revisión de oficio de todos los expedientes de subvenciones para la formación aprobados desde 2007. “Además, el consejero [Luciano Alonso] ha ofrecido información puntual y lo volverá a hacer en el pleno de la próxima semana. La Junta ha hecho lo que tenía que hacer”, justifica el socialista. Cornejo ha asegurado además que el PP “llega tarde” al solicitar a Susana Díaz que abra una investigación interna sobre el supuesto fraude. Incluso, la secretaria general de los populares, Dolores López Gabarro, ha insistido y ha vuelto a pedir a Díaz que “dé la cara en el Parlamento” andaluz.

Asimismo, López Gabarro ha exigido a IU que apoye la petición de comparecencia que los populares han registrado en el Parlamento para que la presidenta de la Junta dé explicaciones sobre estas supuestas irregularidades y demuestre “con hechos” que lucha contra la corrupción. La popular también ha acusado a Susana Díaz de tener “miedo a hablar y a actuar”.

Pero esta no es la primera vez que la formación de izquierdas amaga con distanciarse de su socio de Gobierno. Ya ocurrió en marzo, cuando el PP solicitó la creación de una comisión parlamentaria a raíz de un informe de la Cámara de Cuentas de Andalucía en el que se detectaba que el 89% de las ayudas concedidas en 2009 para cursos de formación se hicieron sin “concurrencia competitiva”. Pese a que el portavoz de IU, José Antonio Castro, aseguró que le “apestaba” el uso de dichos fondos, la formación terminó rechazando la propuesta del PP argumentando que necesitaba más información. Una vez conseguida, IU se reservaba “el derecho a promover, solicitar o apoyar una comisión de investigación”.

El PP pide a la presidenta que “dé la cara” en el Parlamento

Tanto Cornejo como Maíllo han coincidido en apuntar que la filtración de la investigación —que llegaba a cifrar el fraude en 2.000 millones de euros— es un ataque directo al Gobierno andaluz. “No quiero pensar que detrás de esto haya una trama del PP en clave partidaria o electoral para seguir asociando corrupción con Andalucía”, asegura el socialista. Ambos también han destacado el “daño” que estas informaciones producen en la comunidad. “Le pedimos al PP respeto, respeto por los andaluces y por Andalucía”, dice Cornejo, quien ha recordado que la Junta ha optado por un nuevo modelo de subvenciones “más garantista y que refuerza el control de las ayudas públicas”. “Aquella empresa o colectivo que no justifique el dinero recibido no podrá concurrir a otro ayuda”, ha puesto Cornejo como ejemplo.

El socialista ha precisado que, en estos siete meses de investigación, se han producido 480 requerimientos de documentación a diferentes entidades para que amplíen la justificación de la subvención. De ellos, se han abierto 56 expedientes de reintegros parciales y totales de las ayudas concedidas. “La cantidad sobre la que la Fiscalía de Málaga ha abierto diligencias asciende a 1,5 millones de euros, en relación con 17 expedientes”, señala. Además, Juan Cornejo ha puntualizado que desde 2011 no se han sacado nuevos cursos e hizo hincapié en que, por tanto, “en esta legislatura no ha habido convocatoria”.