Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El juez Ruz reabre la causa sobre la red Gürtel y el Ayuntamiento de Jerez

El magistrado investigará la adjudicación municipal de un estand a empresas de Correa en Fitur

María José García Pelayo, alcaldesa de Jerez. Ampliar foto
María José García Pelayo, alcaldesa de Jerez.

El juez de la Audiencia Nacional Pablo Ruz ha puesto la lupa en Jerez (Cádiz) en la fase final de la instrucción del caso Gürtel. En un auto, el magistrado pide a la Unidad de Auxilio Judicial que emita un nuevo informe sobre la adjudicación que firmó la alcaldesa María José García Pelayo del estand de la ciudad en Fitur 2004 a la red de empresas que dirigía Francisco Correa.

Ruz reabre la investigación y, a la espera de las conclusiones que remitan los peritos, incluye también en la ya denomina “pieza separada denuncia Ayuntamiento de Jerez” el último informe de la Policía Judicial, que, en un escrito del pasado 28 de febrero, denuncia “irregularidades” en el proceso de contratación municipal.

Para entender este auto hay que remontarse a 2011. El PSOE presentó en el Tribunal Superior de Justicia de Madrid una denuncia contra la alcaldesa que no fue admitida a trámite por el juez Antonio Pedreira. El magistrado, cuatro días después de registrarse la demanda contra la edil del PP por un delito de prevaricación, emitió una resolución en la que no apreció “indicios suficientes de delito para imputar” a la regidora y rechazó investigar el caso “al ser actuaciones derivadas de Andalucía”. Contra ese auto, se presentaron dos recursos, uno del ministerio fiscal y otro de la acusación popular que, aún hoy, casi tres años más tarde, siguen sin resolverse.

Transcurrido este tiempo, el magistrado Ruz ha preguntado a las partes si ratifican el recurso que presentaron en 2011. Una vez que tanto fiscalía como la acusación popular se han mantenido en las acusaciones, el juez de la Audiencia Nacional ha decidido reabrir la investigación para determinar si proceden o no nuevas actuaciones.

El magistrado también advierte en su resolución que si finalmente los hechos fueran “constitutivos de una infracción penal” y apareciera implicada la alcaldesa María José García Pelayo debería acordarse “la inhibición del caso al tribunal competente”, en este caso el Supremo, al ser aforada la regidora y senadora del PP.

Ruz también ha decidido incluir en la investigación el escrito de febrero de la Unidad de Delitos Económicos y Fiscales (UDEF) que recogía correos electrónicos remitidos por las empresas de Correa Special Events y Down Town que evidencian que el Ayuntamiento de Jerez adjudicó la presencia de la ciudad en Fitur a la red Gürtel sin que las empresas del entramado hubieran presentado oferta alguna para concurrir al procedimiento de urgencia y sin que el Consistorio hiciera publicidad. En la celebración de un pleno extraordinario en marzo, convocado para dar explicaciones, la alcaldesa no aclaró por qué contrató a empresas que no habían presentado oferta y que subcontrataron y pagaron el 50% del estand de Jerez antes de que el Ayuntamiento les adjudicara los trabajos. La edil popular se apoyó en todo momento en los informes técnicos y añadió: “Doy la única explicación que puedo dar. Me ponen un expediente por delante que me dicen que es legal y yo, como es lógico, lo firmo”.