Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los padres de Iñigo reclaman a la juez que impute a más ‘ertzainas’

La abogada de la familia considea insuficiente la decisión judicial

Los padres de Cabacas, con su abogada, Jone Goirizelaia (segunda por la izquierda).
Los padres de Cabacas, con su abogada, Jone Goirizelaia (segunda por la izquierda).

Los padres de Iñigo Cabacas han presentado hoy un recurso de reforma contra el auto de la juez que imputa a cuatro ertzainas por la muerte de su hijo al considerar que debe haber más agentes imputados y que se deben practicar más diligencias. Iñigo, un hincha del Athletic de 28 años, falleció en abil de 2012 pocos días después de recibir un pelotazo de goma de la Ertzaintza durante unos incidentes ocurridos en un callejón de la capital vizcaína tras un partido del club rojiblanco.

Sus progenitores, que ejercen la acusación particular, han comparecido hoy en Bilbao en una conferencia de prensa acompañados por su abogada, Jone Goirizelaia, para opinar sobre el auto dictado la semana pasada por la titular del Juzgado de Instrucción número 10 de Bilbao. En esta resolución, la juez imputa a los tres ertzainas que reconocieron haber disparado pelotas aquella noche y al suboficial de la furgoneta antidisturbios que la dio la orden de hacerlo.

Estos cuatro agentes fueron retirados hace seis meses de actuaciones de seguridad pública y en este momento desarrollan labores administrativas.

Goirizelaia ha explicado que el auto no incluye la imputación de la persona que esa noche daba órdenes desde la comisaría y que, según las grabaciones difundidas sobre la actuación policial de esa noche, mandó entrar en el callejón "con todo lo que tenemos", según ha dicho la abogada.

En su opinión, sin esta orden "ni se hubiera entrado, ni se hubiera disparado, ni se hubiera matado" al joven. También reclama que se imputen a otros agentes que se hallaban presentes en el callejón y que también dispararon, según ha indicado Goirizelaia, citando a testigos presenciales de los hechos.

La letrada considera que el auto supone "un paso adelante en la dirección correcta porque hasta este momento no había imputados, pero es insuficiente porque faltan personas que tendrían que estar". También pretende que se delimiten responsabilidades políticas y ha citado al exviceconsejero de Interior, Miguel Buen, y al exdirector de la Ertzaintza, José Antonio Varela.

Los padres de Cabacas, Manu y Fina, por su parte, han reclamado más rapidez en las resoluciones judiciales y han comparado el caso de su hijo con el de la senadora de Amaiur que recibió un pelotazo en la cabeza en el reciente operativo policial contra Herrira. "El autor ya está identificado y apartado de sus funciones, pero si no eres conocido, si eres alguien normal como somos nosotros, la respuesta es nada", ha lamentado la madre.

El padre se ha quejado también del comportamiento del anterior Gobierno vasco del PSE y del actual del PNV, y ha considerado que les tratan como si tuvieran "la peste". "Ni apoyo, ni ánimos, ni siquiera nos han invitado al reciente acto de homenaje a las víctimas: mi hijo es otra víctima, no murió de un catarro", ha dicho.