Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La línea 2 del Tram de Alicante arranca con tres años de retraso

Fabra será el segundo presidente de la Generalitat en hacer el viaje de prueba

La línea llamada a ser la más rentable de la red del Tram de Alicante se abre hoy al público a las 14 horas. Tres años después de haber invertido 150 millones en vías y comprado 14 trenes, en desuso hasta hoy, y tras dos intentos para que existiera algún tipo de gestión privada; la línea, al final, ha tenido que ser asumida por la empresa pública de ferrocarriles (FGV).

La de hoy se podría considerar la tercera inauguración de este tranvía que recorre nueve kilómetros con paradas en 14 puntos que unirán el centro de Alicante con San Vicente del Raspeig, uniendo también los barrios más populares de la capital. Ya en marzo de 2011 la alcaldesa Sonia Castedo hizo el recorrido de prueba con el exconsejero de Infraestructuras Mario Flores. En abril, repitió el recorrido con el expresidente Francisco Camps y la actual presidenta de la Diputación y alcaldesa de San Vicente, Luisa Pastor. Castedo volverá a realizar hoy su tercer viaje inaugural. Esta vez acompañará a otro presidente de la Generalitat, Alberto Fabra.

Pese a que ninguna empresa privada haya querido hacerse cargo de la gestión de la línea, en el departamento que ahora dirige Isabel Bonig siguen manteniendo que el número de usuarios llegará hasta los tres millones. Su antecesor en el cargo, Mario Flores, era mucho más optimista en 2011. El exconsejero preveía que la puesta en marcha de la línea 2 del Tram sacaría de las calles a 3,5 millones de coches.

El Consell intentó desde el principio privatizar la gestión de este recorrido, sin ningún éxito. Solo el grupo Vectalia se presentó al concurso en marzo de 2010; pero la consejera Bonig decidió anular el pliego de condiciones por "inasumible" y presentó uno nuevo en el que reducía la compensación económica del Consell al adjudicatario hasta los cinco millones de euros a través de una figura de gestión mixta que se calificó de "diálogo competitivo". Ninguna empresa quiso participar en el diálogo. Al final, al Consell no le ha quedado otra que asumir la gestión. Propuesta que desde el principio venía defendiendo el comité de empresa de Ferrocarrils de la Generalitat Valenciana (FGV) desde mayo de 2009.

La infraestructura y los 14 trenes han costado alrededor de 150 millones

La línea 2 del Tram unirá la ciudad de Alicante con el campus universitario de San Vicente del Raspeig. El coste del billete será de 1,45 euros y el bono de 10 viajes, 8,25. El Consell calcula que ingresará alrededor de 2 millones de euros en venta de billetes y unos 200.000 euros en publicidad, según manifestó la consejera Isabel Bonig en las Cortes. Bonig cree que la línea, prácticamente, se autofinanciará.

El comité de empresa de FGV asegura que el mantenimiento de la línea, en desuso hasta hoy, ha costado 30.000 euros mensuales al contribuyente. Hoy, con casi tres años de retraso sobre el horario previsto comenzarán a circular los vagones de la línea 2 del Tram de Alicante.