Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Uno de los concursos sanitarios más jugosos

Compromís pide que se cree una comisión de investigación en las Cortes Valencianas

“La afirmación que se hace en el borrador es solamente una comparación de las muchas posibles que se han hecho y entendemos que debe ser tomada como tal, sin que por sí sola justifique la afirmación de que es más económico llevar a cabo las exploraciones con recursos propios que con recursos concertados”, afirma la Agència Valenciana de Salut en una de las alegaciones al informe de la Sindicatura de Comptes. La Generalitat añade, para justificar esa posición, que hay que tener en cuenta el coste que tendría la compra de los aparatos y la formación del personal, en lo que denomina “inversión inmediata” y que, según su criterio, “condiciona de forma importante las decisiones de la Administración a la hora de optar por mantener prestaciones concertadas en lugar de incrementar recursos propios”.

La concesionaria, Erescanner Salud, por su parte, alega que la Sindicatura ha tomado como base “datos económicos incompletos e insuficientes” y añade que sus propios cálculos “son total y absolutamente opuestos” y demuestran que “no se conseguiría ahorro alguno, sino más bien todo lo contrario”.

En 2008, cuando se adjudicó el contrato, la oposición ya denunció lo que consideraba “un gran negocio”. Tanto el socialista Ignacio Subías como la diputada de Esquerra Unida Marina Albiol criticaron las condiciones, el coste y la duración de lo que consideraron uno de los concursos más jugosos adjudicados jamás por la Generalitat. La diputada del PP Esther Franco argumentó entonces que el coste de renovación de los aparatos aconsejaba mantener el modelo de concierto.

Este jueves mismo, la Coalició Compromís registró una proposición en las Cortes Valencianas para crear una comisión de investigación. “Siempre hemos denunciado el saqueo de las arcas públicas que supone la privatización de la sanidad”, dijo el diputado Fran Ferri. “Hoy comprobamos con el informe de la Sindicatura que este saqueo no es una suposición de nuestro grupo sino una realidad que tiene unos perdedores, los valencianos y valencianas, y unos ganadores, empresas amigas del PP".