Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Madridec no dudó del aforo del Madrid Arena porque confiaba en Flores

El coordinador de proyectos sostiene ante el juez que no apreció una excesiva afluencia

Asegura que meter a más es 10.600 personas sería "una irresponsabilidad absoluta"

 Francisco del Amo López, a la izquierda, a su llegada a plaza Castilla. Ampliar foto
Francisco del Amo López, a la izquierda, a su llegada a plaza Castilla.

El coordinador de operaciones y proyectos de Madrid Espacios y Congresos (Madridec), Francisco del Amo López, ha asegurado al juez del caso Madrid Arena que la empresa municipal no dudó de que se cumplía el aforo del pabellón la noche en la que murieron cinco jóvenes, porque "confiaba en la buena fe del promotor" de la fiesta, Miguel Ángel Flores, con el que trabajaban desde 2005 sin incidencias. Del Amo ha acudido a las diez de la mañana a los juzgados de plaza de Castilla para declarar como imputado ante el titular del Juzgado de Instrucción número 51 de Madrid, Eduardo López-Palop, encargado de este caso.

Ha sostenido que la seguridad en el evento competía a la empresa Seguriber y ha señalado que durante las siete horas que estuvo allí, hasta las tres de la madrugada, no apreció una excesiva afluencia de público, según han afirmado los abogados de las acusaciones particulares y de la acusación popular. Ha asegurado que en el Madrid Arena "no puede haber nunca más de 10.600 personas" y vender más entradas sería "una irresponsabilidad absoluta". El recuento de las urnas con las entradas reveló que se vendieron 16.791 tiques, cálculo al que sumar las miles de personas que se pudieron colar. Los últimos datos que maneja la investigación sobre la tragedia elevan a más de 20.000 la cifra de jóvenes a los que se dejó entrar al pabellón.

Durante su declaración ha incurrido en contradicciones con su compañero Rafael Pastor, exdirector de seguridad de Madridec, quien compareció ante el juez como imputado el pasado martes. En su declaración, Pastor eludió su responsabilidad en materia de seguridad en la fiesta y dijo que el encargado de la misma esa noche era el responsable de operaciones de Madridec, José Ruiz Ayuso, quién, según Pastor, "reportaba al señor Del Amo", en referencia a Francisco del Amo. Pastor aseguró que avisó en julio de 2012 de las deficiencias del pabellón. En su opinión, el recinto no estaba preparado para albergar este tipo de eventos multitudinarios. Ese informe se lo remitió, según explicó, al gerente de Madridec, Jorge Rodrigo, otro de los imputados.

Sin embargo, Del Amo negado que Pastor fuera únicamente responsable de seguridad cuando el recinto estaba vacío, ya que según del Amo ejercía de director de seguridad y fue quien proporcionó el plan de seguridad para el evento, según ha explicado la abogada de la acusación popular, ejercida por Manos Limpias, Virginia López Negrete.

El coordinador de Madridec ha explicado que la seguridad competía a la empresa Seguriber en el recinto exterior y a Kontrol 34 en el interior, y ha explicado que durante las siete horas que estuvo allí no apreció una excesiva afluencia de público.

Del Amo ha manifestado que Kontrol 34 "podía sectorializar perfectamente los diferentes niveles" del pabellón, de manera que en cada planta sólo hubiera un determinado número de personas y no se pudiera acceder en masa a la pista central, como ocurrió.

Cuatro jueces candidatos a ayudar a Palop

Cuatro jueces de Madrid se han postulado hasta hoy para ayudar al juez del caso Madrid Arena, Eduardo López Palop, en sus juicios de faltas ante la petición del magistrado de refuerzos en su juzgado.

El 28 de noviembre, Palop pidió refuerzos  y el 18 de enero el Tribunal Superior de Justicia publicó una oferta en su Intranet de comisión de servicios. En el que caso de que no se presentasen candidatos, el decano debía proponer a un juez y remitirlo al Consejo General del Poder Judicial.

Según las mismas fuentes, el juez decano de Madrid, José Luis Armengol, ya ha designado un juez en el que caso de que los candidatos no sean idóneos. Los juicios de faltas del Juzgado de Instrucción número 51 son los jueves, por lo que podría ocurrir que alguno de esos jueces no puedan estar disponibles esos días. El pasado día 22, Palop se quejó a algunos de los abogados del Madrid Arena de la falta de medios: "No puedo trabajar así".

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram