Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
PERFIL

El relevo “sin conflicto” del secretario general

El aspirante presentado por consenso, Jaime Cedrún, licenciado en Químicas, lleva 12 años en la ejecutiva del sindicato

No es ni un recién llegado ni una cara nueva. Jaime Cedrún, que ocupa cargos en CC OO de Madrid desde 1990, ha pasado los últimos 12 años a la sombra de Javier López, como secretario de Política Institucional, el encargado de las relaciones más delicadas. Era él quien se reunía con el aún vicepresidente Ignacio González para intentar limar asperezas en los años más duros del final de la etapa Aguirre, en los que la expresidenta regional llegó a desear que los sindicatos cayeran “como cayó el muro de Berlín”. Jaime Cedrún —Castroponce de Valderaduey (Valladolid), 1953— es el candidato de consenso, el relevo de Javier López elegido desde dentro. “Sustituir a Javier es muy complicado. Para hacerlo sin conflicto me eligieron a mí”, explica él mismo.

 “Tiene capacidad y cintura política y es muy atrevido para buscar consensos”, lo define Francisco García, secretario de Educación de CC OO. Se conocen desde hace más de 20 años. Ambos son profesores. Cedrún, licenciado en Químicas, impartió clases en Valladolid y en Vizcaya antes de recalar en Madrid. En 1990 fue nombrado secretario de la Federación Regional de Enseñanza y fichó a García de número dos a las dos semanas de verlo en acción. “No me conocía y me dio una oportunidad, es un hombre intuitivo que confía en la gente”, añade García. Eran otros tiempos en los que el consenso era más fácil. Firmaron varios acuerdos con el Gobierno regional que entonces presidía Alberto Ruiz-Gallardón.

Cedrún compara aquella época con esta: “No había esta tensión, aunque el momento actual es apasionante”. Su “obsesión” en los próximos cuatro años será el empleo. No es para menos con más de 550.000 parados en la región. Aspira a cambiar las políticas de empleo y a estrechar la relación “directa” con los trabajadores, después de que el aumento del paro haya provocado una caída en la afiliación: “Queremos tener más presencia en las empresas”.

Jaime Cedrún intenta mantener a su familia al margen de su vida pública. Su mujer es profesora y su hija estudia bachillerato. Si hoy no fuera el día que es, segunda jornada del congreso con la agenda repleta, iría al teatro María Guerrero a ver la representación de Yerma. Ya tiene las entradas compradas. Le apasiona el teatro tanto como los toros, una afición que algunos le afean en el sindicato: “Jaime, que eso ya no se lleva”, le dicen. Es muy forofo del Real Madrid, de las habaneras y del mus, que disfruta cuando vuelve a su pueblo vallisoletano.

Los números le unieron a Eddy Sánchez, el nuevo coordinador general de IU en Madrid. Los dos tenían el encargo de revisar al dedillo los presupuestos de la Comunidad de Madrid. “Conoce muy bien la situación social y política de Madrid y supo ver el colapso antes de que llegara”, señala Sánchez, que alaba su capacidad pedagógica para explicar las cuentas y su paciencia para desenmarañarlas: “Él fue quien se dio cuenta de que estaban implantando regalos fiscales ya en los años de bonanza, cuando aún había mucho dinero”.

 

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram