Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Fapa Valencia entrega a Educación su carta a los Reyes Magos

Padres y madres de alumnos piden ayudas y que se mantenga la calidad del sistema público

Protesta de Fapa Valencia ante la Consejería de Educación.
Protesta de Fapa Valencia ante la Consejería de Educación.

Fapa Valencia (Federació d'Associacions de Pares i Mares d'Alumnes Província de València) ha entregado esta mañana su particular carta de Reyes a la consejera de Educación, María José Català. Disfrazados de Reyes Magos, madres y padres de alumnos han protagonizado un acto de protesta ante las puertas de la consejería.

En la carta a Català pide, entre otras cosas, "más ayudas al alumnado y las familias en estos tiempos de crisis asfixiante" en forma de becas de libros, de comedor escolar, de transporte, etc., o que no se aumenten los días de baja necesarios para disponer de un profesor sustituto. Fapa Valencia también pide a la consejera que "no aumente la ratio" de alumnos por aula y se evite "la correspondiente supresión de grupos en todos los niveles".

Al lado de reivindicaciones más concretas de familias que llevaban sus propias pancartas, como las del colegio Sant Joan de Ribera que llevan "veinte años de espera" y piden "un colegio nuevo", el listado de peticiones incluía también la no eliminación de grupos de educación compensatoria, acogida diversificación y desdobles", para despedirse la organización con sus "mejores deseos para la escuela publica", recalcando que es "la única que garantiza la igualdad de oportunidades".

En declaraciones a los medios, Eva Grimaltes, secretaria de plurilingismo de  la asociación, ha dicho que el objetivo de llevar el tradicional carbón es "manifestar el malestar de los padres y madres ante las agresiones del Consell". Ha reclamado que "la prioridad sean nuestros hijos y no otras cosas, como aviones y estatuas que no valen para nada; la prioridad son las escuelas, los niños, los barracones que se llenan de agua cuando llueve, los comedores, las becas de libros o el arreglo escolar", ha insistido. Para 2013, FAPA Valencia pide como deseo que Educación les escuche, les deje participar y asuma que los niños "son el futuro del país y no se les puede tratar como se les está tratando".