Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
BALANCE DE NOCHEVIEJA

Dos locales desalojados en la capital en Nochevieja por exceso de aforo

El 112 atiende un 5,9% menos de llamadas respecto al año anterior

Cae el número de reyertas, incendios e intoxicaciones etílicas

Se registra un 53% más de accidentes de tráfico, la gran mayoría menores

Aspecto que ofrecía la Puerta del Sol durante las campanadas. Ampliar foto
Aspecto que ofrecía la Puerta del Sol durante las campanadas. EFE

La primera Nochevieja en Madrid post Madrid Arena ha transcurrido sin sobresaltos, en gran medida por una conjunción de celo municipal, mal tiempo y crisis. En una noche con apenas macrofiestas y pocas ampliaciones horarias, solo dos locales han tenido que ser desalojados en la capital por exceso de aforo, uno con una importante presencia de menores. Emergencias 112 Comunidad de Madrid ha atendido un 5,9% menos de avisos respecto al año pasado, mientras que la caída en las intervenciones del Samur en la capital ha sido de un 35%.

Junto a una bajada en las reyertas (222 en la región, 30 de ellas en la capital), incendios (41 región, 21 Madrid) e intoxicaciones etílicas (159/51), se ha registrado un aumento del 53% en los accidentes de tráfico, aunque con heridos leves. Los sucesos más graves han sido la muerte en accidente de un joven esta mañana golpeado por un Cercanías en la antigua estación de Vallecas y un accidente con dos heridos graves en la M-40 por culpa de un kamikaze.

13.000 kilos de basura de Sol

Efectivos del Selur limpian la zona de Sol tras las campanadas.
Efectivos del Selur limpian la zona de Sol tras las campanadas.

El Servicio de Limpieza Urgente (Selur) de la capital ha recogido 13.000 kilos de basura en las calles y en los 110 contenedores instalados en la Puerta del Sol y adelaños, un 42% menos que el año pasado, cuando fueron 22.600 kilos de desperdicios en el mismo enclave.

De los residuos, mil eran de vidrio, un 40% menos. Además, repartieron aproximadamente la mitad de vasos de plástico, 4.000, entre aquellos que se tomaron las uvas en el Kilómetro 0.

Con 34 vehículos y 97 empleados, se ventilaron la limpieza en solo una hora y media, de 1.00 a 2.30. A las 2.10 horas se abrió el tráfico en la zona. "Ha sido una de las noches más tranquilas y de menos afluencia de gente, por la baja temperatura", ha explicado el jefe del Selur, José Luis Roa.

Inspecciones en locales

La Policía Municipal de Madrid realizó 130 inspecciones de locales durante la celebración de la Nochevieja, que se saldaron sin incidencias "casi en el 100% de los casos", ha informado un portavoz de Emergencias Madrid. Las excepciones fueron dos y las dos por exceso de aforo, razón por la que ambos locales, de los que no ha facilitado ni su ubicación ni su nombre, fueron desalojados. Lo llamativo es que en uno de los pubs había 70 menores. Ambos locales, uno en el centro de Madrid y el otro fuera de la almendra central, son pequeños y se superaba el aforo por algunas decenas de personas. Los desalojos se produjeron sin incidentes.

Al margen de estas infracciones graves a la normativa de seguridad, se detectó alguna menor, por lo que se levantó acta pero continuaron abiertos. Es el caso de un local en Atocha, en el que muchas personas que habían comprado su entrada de cotillón se quejaban de que los porteros no les dejaban entrar porque estaba lleno. Al parecer, se había producido una sobreventa entradas y la Policía Municipal intervino para evitar desórdenes y levantar acta. El local cumplía su aforo, por lo que no fue vaciado. Los agentes volvieron hasta dos y tres veces a algunos bares de copas a lo largo de la noche para asegurarse del cumplimiento de la normativa.

El Ayuntamiento de Madrid informó ayer, horas antes de las campanadas, de que estos días previos ha realizado 168 inspecciones en locales que estos días han acogido fiestas o que lo iban a hacer esta Nochevieja —antes de Navidad 46 inspecciones,  71 en Nochebuena y 51 esta Nochevieja—. Los locales formaban parte de una lista elaborada siguiendo un "nuevo protocolo" por un equipo de técnicos del Servicio de Protección Civil, del Servicio de Extinción de Incendios y de miembros de la Policía Municipal, con especial atención a aquellos con un aforo superior a 500 personas o que ofertan entradas a través de internet.

La alcaldesa, Ana Botella, que se reunió con los responsables del dispositivo de seguridad y limpieza, explicó que el Ayuntamiento  ha recordado por carta y "uno a uno" las medidas de seguridad que deben cumplir "en Nochevieja y siempre" como no sobrepasar el aforo que tienen autorizado en su licencia de funcionamiento, de mantener libres las vías de evacuación, respetar las medidas de seguridad prescritas en la norma vigente y de disponer de un plan de protección implantado y actualizado según su actividad. "No se pueden llamar a engaño porque se les ha avisado individualmente", advirtió Botella.

3.402 llamadas al 112

El teléfono de emergencias regional ha atendido 3.402 llamadas entre las doce de la noche y las nueve de la mañana, un descenso del 5,9% respecto a la pasada Nochevieja, en la que hubo 3.616. Pese a que han bajado los sucesos y las borracheras, ha aumentado un 53% el número de siniestros en carretera (de 49 a 106 este año), probablemente debido a la lluvia y la niebla, a los que se ha sumado el hielo en el norte de la región. Eso sí, la mayoría ha sido de escasa importancia como alcances, colisiones en cadena o algún vuelco y con heridos leves que no han requerido trasladado al hospital, según un portavoz de Emergencias 112. También se han atendido más llamadas (un 19% más, 41 frente a las 33 de la Nochevieja de 2011) por alteraciones de tráfico sin heridos, por ejemplo averías.

Dos sucesos graves

Las agresiones y peleas, este año han bajado un 6% —en 2011 se atendieron 237 llamadas por este motivo y este año, 222—. También han caído los avisos por incendios (41 frente a 117, un 57% menos), y por intoxicaciones etílicas (159 frente a 195 llamadas de 2011, un 18% menos). En la capital, donde Emergencias Madrid hace balance de las intervenciones —un total de 186— y no de llamadas y de  ocho de la tarde a ocho de la mañana, las reyertas cayeron un 19% (30 frente a 37) y las intoxicaciones etílicas un 21% (51 frente a 65) en lo que ha sido descrita como "una de las Nocheviejas más tranquilas de los últimos años". Por ejemplo, el Samur solo atendió a cuatro personas en el dispositivo especial montado por las campanadas en la Puerta del Sol. En total, tuvo que hacer 186 intervenciones, un 33% menos. Destaca, en contra de lo ocurrido en el resto de la comunidad, el descenso de accidentes de tráfico con heridos, 11 frente a los 16 de 2012.

En cuanto a los incidentes, los dos más graves de la región se han producido en la capital: la muerte en accidente de un joven de 19 años esta mañana golpeado, que no arrollado, por un tren de Cercanías en la antigua estación de Vallecas y un accidente grave en la M-40 provocado por un kamikaze. Sobre las cinco de la mañana, un vehículo conducido por un hombre de unos 50 años ha circulado en dirección contraria durante 7,5 kilómetros para terminar chocando de frente con otro coche en el que viajaban tres miembros de la misma familia, dos de las cuales, los padres, han resultado heridas graves y la otra, la hija de 21 años, leve.

Los bomberos del Ayuntamiento han atendido un 40% menos de intervenciones en comparación con 2012, con 51 salidas. De ellas 14 fueron incendios de contenedores, 16 menos que en la primera noche de 2012. Se han producido el mismo número de incendios, siete, en viviendas. Por último, las intervenciones de la Policía Municipal han caído un 19% hasta un total de 626, de las que 297 fueron quejas por ruido. Los agentes atendieron 53 accidentes sin heridos, han detenido a dos conductores por delito contra seguridad vial y tres pruebas positivas de alcoholemia.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram