Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El 40% de los colegios de Jerez ha cerrado aulas por la suciedad

La empresa adjudicataria paga parte de las nóminas atrasadas

Protesta de trabajadores de la empresa adjudicataria del servicio de limpieza ayer en Jerez. Ampliar foto
Protesta de trabajadores de la empresa adjudicataria del servicio de limpieza ayer en Jerez.

Noveno día de huelga de limpieza en los colegios públicos de Jerez y el parte de clases clausuradas se dispara. La Consejería de Educación ha decretado el cierre de 123 aulas de infantil y primaria de 18 centros de la ciudad, el 40% del total (47). El número de niños afectados por la huelga de limpieza sube a 3.000, un millar más en las últimas 24 horas.

La cifra de alumnos sin clase es bastante mayor. Tras más de una semana de protesta centenares de padres han decidido no llevar a sus hijos a clase haya decretado Sanidad o no el cierre por incompetencia con la actividad escolar.

La jornada de este martes, sin embargo, pudo marcar un punto de inflexión en el conflicto. El Ayuntamiento de Jerez anunció el pago de media nómina más a la plantilla que presta el servicio, los servicios mínimos quedaron ampliados por la tarde y los productos de limpieza llegaron a los colegios.

El número de alumnos afectados por la huelga se eleva ya a 3.000

El gobierno jerezano, del PP, pagó a la concesionaria Respuestas Auxiliares el pasado viernes la nómina correspondiente a agosto, pero el dinero, en la tarde de este martes, seguía sin llegar a las cuentas corrientes de las empleadas. La delegada municipal de Educación, Lidia Menacho, anunció al mediodía la entrega de otro cheque de 149.000 euros a la adjudicataria del servicio para que abonara a la plantilla la mitad del salario de septiembre, comprometiendo el resto de lo adeudado (la mitad de septiembre y la nómina de octubre) para el próximo 2 de noviembre.

Las trabajadoras no ven rastro del dinero y esto hace que mantengan el paro. La concesionaria tuvo que entregar en el Consistorio y a las operarias un comprobante de la transferencia bancaria para evitar ser sancionada por el gobierno municipal. A la espera de que la plantilla cobre agosto, la empresa se comprometió también a hacer números para calcular si los nuevos 149.000 euros ingresados por el Ayuntamiento son suficientes para abonar el salario completo de septiembre. Si se liquidan hoy las dos nóminas, la huelga habrá acabado.

“La gente tiene que ver para creer”, decía este martes la presidenta del comité de empresa, Inmaculada Barea, quien recuerda que esta huelga se ha convocado por “pura necesidad”. “Hay compañeras desahuciadas, otras con embargos, hipotecas y recibos sin pagar. Exigimos cobrar lo trabajado para comer”, repetía Barea antes de ser llamada por el gobierno para intentar acercar posturas. “Si no cobramos todos los atrasos, no desconvocamos”, destacó a las puertas del Ayuntamiento.

Los padres, por su parte, siguen reclamando el fin del conflicto. En la puerta del colegio Manuel de Falla hicieron otra sonora protesta y este miércoles están llamados a participar en una cacerolada en plena plaza del Arenal.