Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Chacón se distancia del PSC por la consulta soberanista y luego rectifica

Los socialistas de Lleida apoyan la resolución secesionista del Parlament

El pleno del Ayuntamiento de Lleida, en la votación de ayer.
El pleno del Ayuntamiento de Lleida, en la votación de ayer.

No pasa día que el debate soberanista no nuble más el discurso del PSC y de su candidato a la presidencia de la Generalitat, Pere Navarro. Si el pasado miércoles se conoció un manifiesto del sector más catalanista del partido a favor de la “Cataluña Estado”, ayer fue Carme Chacón, exministra de Defensa, quien se posicionó en contra de un referéndum secesionista.

En una entrevista en Antena 3, Chacón fue preguntada sobre las encuestas que revelan que la mayor parte de la sociedad catalana estaría a favor de un referéndum de autodeterminación, a lo que la diputada por Barcelona respondió que ella “en absoluto”.

Chacón se distancia del PSC por la consulta soberanista y luego rectifica

Tres horas después, Navarro fue preguntado por el posicionamiento de la exministra. Respondió que no había oído sus declaraciones, pero sí repitió lo que él propone. “Debemos preguntar a los ciudadanos qué dicen, de acuerdo con la ley”, aclaró el primer secretario del PSC, recordando así su posición a favor de un referéndum o consulta dentro de la legalidad, que es lo que votaron los diputados del PSC el pasado 27 de septiembre en el Parlament.

Casi al mismo tiempo que se pronunciaba Navarro, Chacón matizó su postura a la agencia Efe. “Estoy en contra de celebrar una consulta ilegal como la que plantea CiU”, dijo la exministra, en referencia al anuncio de Artur Mas de convocar una consulta soberanista aunque no fuera legal. De esa forma, Chacón quiso dejar claro que está en sintonía con los postulados que defiende el PSC, además de que aboga por un Estado federal asimétrico y que rechazaba la ruptura con España. El consejero de Interior, Felip Puig, la acusó después de alentar el “discurso del miedo” y el líder de Unió, Josep Antoni Duran Lleida, le reprochó que ahora defienda esa postura tras haber avalado la sentencia del Estatuto.

Y por si no hubiera suficiente dispersión entre los socialistas catalanes sobre su posicionamiento, el pleno del Ayuntamiento de Lleida aprobó ayer con los votos a favor del PSC y CiU una moción de apoyo a la resolución del Parlament sobre el derecho a decidir y la necesidad de consulta al pueblo catalán que apoyaron en la Cámara catalana CiU, ERC, Iniciativa, SI y el diputado Joan Laporta, con la abstención del PSC. “Estamos proponiendo una reforma de la Constitución que permita el concepto de derecho a decidir de los diferentes pueblos. Vemos las cosas dentro del marco legal, hay una Constitución, pero es cambiable”, dijo Àngel Ros, alcalde de la ciudad.

Del mismo modo, el alcalde de Lleida se desmarcó ayer claramente de Ernest Maragall al asegurar que el manifiesto del sector más catalanista del PSC que firman ambos no es la génesis fundacional de un nuevo partido, sino “una aportación al programa electoral” del PSC. Ros es el puente entre ese sector y la dirección del partido, en la que se destaca la lealtad del alcalde por encima de sus posicionamientos. Es más que probable que Ros encabece la lista para las autonómicas, en la que no figurarán los ahora diputados Joaquim Llena y Agnés Pardell.

Más información