Los basureros de Rota vuelven al tajo tras bajarse el sueldo un 2%

El nuevo acuerdo establece el fin de la huelga y evita los despidos

Una vecina dejando la basura en Rota.
Una vecina dejando la basura en Rota.ROMÁN RIOS (EFE)

Tras cinco días de paros, la empresa FCC y los trabajadores alcanzaron un acuerdo sobre el nuevo convenio colectivo de la empresa concesionaria del servicio de la limpieza en Rota (Cádiz) y pusieron fin a una huelga que ha dejado en las calles de la ciudad más de 200 toneladas de basuras. El nuevo acuerdo establece una reducción salarial del 2%, frente al 5% anunciado inicialmente, pero evita los despidos que iba a suponer el aumento de la jornada laboral. La protesta en Rota ha tenido la misma duración que la vivida en la capital gaditana a finales de julio. En aquel caso, los empleados, que pedían una subida salarial, no consiguieron sus propósitos.

Las negociaciones duraron cinco horas después de cinco días de posiciones muy encontradas. La huelga había arrancado el lunes después de varias advertencias de los operarios de que no iban a aceptar la pretensión de la empresa de bajarles el sueldo e incrementar su tiempo de trabajo porque, según sus cálculos, eso iba a suponer el despido de 20 de los 70 trabajadores de plantilla. El Ayuntamiento se posicionó en contra de las demandas sindicales y este jueves divulgó los sueldos de estos operarios y aseguró que sus reclamaciones eran “incomprensibles”. Ese mismo día los trabajadores habían denunciado ante la Inspección de Trabajo al Consistorio roteño por utilizar a otras empresas para recoger la basura.

A pesar de estos enfrentamientos, empresa y empleados aceptaron finalmente reunirse con la mediación del Ayuntamiento. El convenio sella la paz laboral hasta 2014. Baja los sueldos un 2% en este año, la congelación salarial en 2013 y una revisión en 2014. Además, evita despidos, a pesar de que la jornada se incrementará de 35 a 37 horas y media. 2014 es el año en el que rescinde la actual concesión de la empresa de limpieza.

La alcaldesa de Rota, Eva Corrales (PP), celebró este acuerdo y agradeció la disponibilidad de todas las partes. “Nuestro Ayuntamiento había aprobado un plan de ajuste que también afectaba a las empresas concesionarias. De ahí que era entendible que se pidiera una rebaja salarial”. Finalmente, no fue necesario aplicar la alerta sanitaria que había pedido la regidora municipal a la Junta de Andalucía para ampliar los servicios mínimos. El último informe del inspector de Salud con datos recogidos este mismo viernes calificaban el riesgo de “leve”.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50