El PSdeG acusa a Feijóo de favorecer a la empresa de su hermana

El portavoz de Consumo del Grupo Parlamentario Socialista, Juan Carlos Francisco Rivera, reclamó ayer la nulidad del contrato que la Xunta concedió a Eulen, empresa de la que es apoderada en Galicia la hermana del presidente Feijóo, por entender que se fraccionó de forma “fraudulenta” para evitar que saliese a concurso público.

El diputado socialista se hizo eco de la denuncia materializada hace una semana por la CIG, por la reciente adjudicación del servicio de atención del Instituto Galego de Consumo (IGC) para afectados por preferentes a la empresa de la que es apoderada Micaela Núñez Feijóo. El contrato se realizó a través de dos procedimientos negociados sin publicidad, por valor de 60.000 euros en la provincia de A Coruña y de 25.000 en la de Pontevedra. El límite para este tipo de adjudicaciones sin concurso público está en 60.000 euros.

Este fraccionamiento de los contratos es “fraudulento”, dado que “existe unidad de objeto”, denunció Rivera. “Se fracciona para reducir su cuantía y eludir la publicidad”, acusó el diputado socialista, quien ha avanzó que su grupo pedirá que el Consello de Contas y la Intervención Xeral de la Xunta fiscalicen esta adjudicación.

“La única explicación es poder adjudicar a dedo un contrato a una empresa vinculada a la hermana de Feijóo”, reprochó Rivera, que criticó al presidente de la Xunta por ser “el adalid de la reducción del Parlamento y la democracia y del ninguneo de las instituciones”, mientras comete esta “auténtica cacicada”.

En cuanto a las funciones que desarrollará Eulen en la atención a los afectados por preferentes en las provincias de A Coruña y Pontevedra, el parlamentario del PSdeG ha preguntado los motivos de la exclusión de las dos provincias orientales de Galicia.

El conselleiro de Presidencia y número dos del PP, Alfonso Rueda, replicó que el “único contrato en vigor” del IGC con Eulen “viene de época del bipartito”. “Se fue renovando, pero fue adjudicado por el bipartito”, señaló Rueda, que subrayó que Eulen es una empresa “con 80.000 trabajadores”. El conselleiro afirmó que la denuncia del PSdeG demuestra “su catadura”. “Cuando el PSOE hace estas declaraciones lo que consigue es descalificarse y demostrar que está desesperado”, dijo.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción