Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Castedo se cura en salud y asegura que “imputado no significa condenado”

La alcaldesa de Alicante está acusada por el fiscal de cohecho en el 'caso Brugal'

La alcaldesa de Alicante, Sonia Castedo, del PP, ha aprovechado la imputación de la exregidora y líder del PP de Orihuela, Mónica Lorente, en el sumario del caso Brugal, para curarse en salud ante su hipotética imputación en esa causa. Castedo ha elulido responder a la pregunta de los periodistas sobre la imputación de Lorente, pero a renglón seguido ha dicho: "Me gustaria que diferenciariamos ser imputado y estar acusado. Aquí, cuando sales imputado, eres juzgado y condenado sin vuelta atrás". "Habría que ser más respetuoso porque estamos jugando con la vida de las personas y luego es muy díficil quitarte esa lacra".

La regidora de Alicante está acusada por el Fiscal Anticorrupción en la pieza de Brugal que indaga un supuesto amaño del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) de Alicante en favor de los intereses del promotor local Enrique Ortiz. El ministerio público le atribuye los supuestos delitos de cohecho, tráfico de influencias y uso privilegiado de información. La imputación de Castedo será una decisión final del Tribunal Superior de Justicia (TSJ), dada la condición de aforada de la alcaldesa, y siempre y cuando el  instructor observe indicios de delito en la conducta de Castedo. 

Mientras, la exalcaldesa de Orihuela y actual portavoz del Grupo Popular acaba de ser imputada por la juez que investiga un supuesto amaño en la adjudicación de la contrata de la basura del municipio en favor del empresario Ángel Fenoll. La magistrada atribuye a Lorente cinco delitos: prevaricación, revelación de secretos, fraude, tráfico de influencias y negociaciones prohibidas a las autoridades.