Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Mas-Colell rebaja el efecto económico del macrocasino Eurovegas

La inversión sería de 6.000 millones y no de 17.000, como se había dicho

Como si de la espuma de la cerveza se tratara, el consejero de Economía, Andreu Mas-Colell, rebajó ayer algunas de las cifras que se han barajado sobre los efectos que tendría la instalación del complejo Eurovegas. La inversión económica del magnate estadounidense Sheldon Adelson no sería de 17.000 millones de euros como se ha dicho hasta la saciedad, sino casi tres veces menos. Concretamente 6.000 millones en una primera fase, dijo el consejero, quien, apostilló: “si salen los números, después de la primera fase ya se verá”.

Sobre los puestos de trabajo directos que se crearían, Mas-Colell los cifró entre 15.000 y 20.000. “Diez veces más que en Port Aventura y más trabajadores que en la Seat”, añadió. Nada que ver con los casi cien mil empleos, entre directos e indirectos, que se ha llegado a decir sin que la Generalitat haya matizado hasta ahora ninguna de esas macrocifras.

Y si ocurrió ayer fue por la interpelación de Joan Boada, diputado de Iniciativa-Esquerra Unida, quien recordó que los empleados de la empresa Las Vegas Sands en los otros tres complejos similares que funcionan en el mundo suman tienen un total de 34.000 empleados.

Boada arremetió contra los “vendedores de humo” e insistió en que Eurovegas se convertiría en un centro de blanqueo de capitales, prostitución, droga y mafias. Mas-Colell le pidió que no se preocupara, porque “para eso tenemos a la policía” y añadió que “existen muchos lugares donde hay mafias y no tienen casino”. El consejero no respondió a los posibles emplazamientos que ha ofrecido la Generalitat, ni a los requerimientos legales ni en infraestructuras que han hecho los promotores.