Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Unió de Periodistes exige rigor en las informaciones sobre menores

Recuerda que la ley prohíbe dar imágenes y datos de menores

Enric Morera denuncia que la policía filtró datos al PP sobre su hija en Valencia

La menor fue identificada como supuesta responsable de pintadas en monumentos

La Unió de Periodistes Valencians exige rigor en el tratamiento de informaciones referidas a los menores en los los medios de comunicación. Lo ha hecho esta mañana a raíz de las informaciones que se han publicado con la fotografía y los datos de una menor identificada en Valencia por haber realizado supuestamente pintadas en algunos monumentos referidas a la Primavera valenciana o a las cargas policiales contra los estudiantes. En las informaciones se identificaba a una hija del portavoz de Compromís, Enric Morera.  

La Unió, organización profesional adscrita a la Federación de Asociaciones de Periodistas de Españas (FAPE) y a la internacional de Periodista, exige el mayor respeto en el tratamiento de la información referida a menores.

Ante recientes informaciones que afectan a menores, la Unió quiere recordar, tanto a les autoridades responsables de preservar su identidad, como a los medios de comunicación, la necesidad de respetar escrupulosamente lo que establece la ley 1/96 (Ley de protección del menor): que dictamina que el interés del menor, tanto español como extranjero, prevalece en todos los casos. Son menores los que no han cumplido 18 años.

La ley sólo permite mostrar imágenes de menores cuando no se les puede identificar

La Unió recuerda la ley considera "intromisión ilegítima cualquier imagen o información que pueda perjudicar su reputación, su honor o su intimidad, aunque lo haya consentido él mismo o su representante legal". Y que "nunca se pueden tomar imágenes de menores imputados en un  caso judicial, ni difundir imágenes o datos que puedan permitir la identificación del menor, ni dentro ni fuera de la sala". Tampoco se pueden tomar imágenes cuando son víctimas o testimonios, sólo se pueden grabar o fotografiar de forma que sea imposible su reconocimiento.

"En ningún caso", añade la Unió, "la trascendencia pública de los padres de los menores afectados pueden justificar la disminución de su protección".

Morera denuncia filtraciones de la policía al PP

Al respecto de las informaciones publicadas, el portavoz de Compromís en las Corts, Enric Morera, ha anunciado  que pedirá a la Fiscalía de Menores que investigue la "filtración de información" con datos "confidenciales" sobre su hija, menor de edad, que fue identificada e "interrogada" por la Policía con motivo de las pintadas en edificios históricos de Valencia con alusiones a la denominada primavera valenciana, en relación a las protestas estudiantiles.

Morera se ha expresado de esta manera en la rueda de prensa posterior a la Junta de Portavoces, donde ha considerado, ante la publicación en varios medios de comunicación que uno de los menores identificados por la Policía con motivo de las pintadas era su hija, que "alguien ha pasado la línea que separa la vida política de la vida familiar" con esta actuación porque "algunas fuentes policiales han puesto en disposición de cargos del PP información reservada" sobre la menor.

El síndic de Compromís ha identificado al asesor municipal del PP en el Ayuntamiento de Valencia Luis Salom como el que "ha dado la información" y ha considerado igualmente que los mandos policiales deberían dar explicaciones.

Morera denuncia que hay una persecución contra su hija, menor de edad

"Esto me hace sospechar que se ha orquestado todo por parte de fuentes relacionadas con el PP" porque Salom "ha tenido acceso a datos confidenciales de menores, suministrados directamente por la Policía y enviados" a medios de comunicación, ha señalado. Se trata de una "delito gravísimo porque hablamos de menores", ha remarcado, para añadir que la violación de derechos es "palmaria".

El síndic de Compromís también ha afirmado que existe una "persecución" contra su hija a quien fue a buscarla "directamente" la Policía. "Fueron a por ella, como fueron a por amigos suyos", ha remarcado. Morera ha relatado que el pasado sábado por la noche su hija se encontraba con 30 amigos más del IES Lluís Vives, en la zona del jardín del Hospital --cerca del instituto--. "En ese momento apareció la Policía y, curiosamente, a la única que se trasladó, aislada en un coche patrulla" fue a ella, a quien "interrogaron con la intención de que reconociera la autoría de unas pintadas".

Esto pasó "sin la presencia de sus padres ni de un abogado y sin informarles de sus derechos y de la causa de su detención", ha dicho. Además, ha asegurado que los jóvenes "no han sido sorprendidos por la Policía haciendo esas pintadas".

 

 

Más información