Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
MARC MOULIN | DIRECTOR DE LA EURORREGIÓN

“Aquitania admira el modelo vasco”

"No queremos oponer la Europa de los estados a la de las regiones", dice Marc Moulin

Cercano al presidente de Aquitania, Alain Rousset, un fuerte defensor de la decentralización dentro del socialismo francés, Marc Moulin, nacido en Normandía en 1965, ha dejado su puesto de director de Gabinete adjunto del presidente regional para llevar las riendas de la unidad administrativa permanente de la Eurorregión Aquitania-Euskadi.

Pregunta. ¿Una entidad de este tipo no supone en parte el fin del famoso centralismo francés?

Marc Moulin.
Marc Moulin.

Respuesta. Quedan cosas por hacer en la organización territorial francesa, es evidente, pero en materia de cooperación transfronteriza, el estado confía desde hace mucho tiempo en las regiones. Estas gestionan ya el programa operacional transfronterizo Francia-España-Andorra, así como los fondos europeos afectados a ello, por dar un ejemplo.

P. ¿Cuáles serán sus objetivos a corto plazo?

R. Queremos hacer una gran concertación en los distintos campos que abordaremos para construir con los agentes implicados [públicos y privados] un proyecto estratégico para los próximos dos años: empresas, mundo académico, consular...etcétera. Queremos que el Consejo Económico y Social de cada región se sume a nuestra reflexión estratégica, con una gobernanza compartida para elegir las orientaciones a seguir. Estas después serán validadas por la asamblea, pero esperamos tener antes el consenso entre los implicados y beneficiados. También sacaremos a concurso los primeros proyectos —cultura, innovación e investigación—.

P. ¿La Eurorregión permitirá hacer lobby en Bruselas en casos en que España y Francia tengan otras prioridades, por ejemplo?

R. No queremos oponer la Europa de los estados a la de las regiones, pero tal vez el nivel local o regional no está siendo lo suficientemente solicitado. Euskadi y Aquitania, como las demás regiones europeas, quieren que el presupuesto europeo dedique una mayor parte a la cohesión social. Y si la UE ha creado el instrumento jurídico que permite nuestra creación, es porque refleja la voluntad de que Europa sea también construida desde abajo, a través de entidades territoriales y regiones. La ventaja de la proximidad debería ser utilizada más en un momento de crisis como el actual, con la solidaridad territorial desempeñando un papel muy eficaz.

Queremos que las dos Administraciones trabajen cada vez más en red”

P. ¿Siente celos Aquitania del amplio autogobierno vasco?

R. Hablar de celos tiene connotaciones negativas, pero el presidente Rousset siente fascinación por el Estado de las autonomías y, en concreto, por el modelo de Euskadi, que tiene la suerte de disponer de varios instrumentos que permiten hacer un política de competitividad innovadora. Desde Aquitania miramos con mucho respeto y admiración lo que se hace aquí.

P. El PNV se pregunta si la Eurorregión podría servir de embrión para la unión de los territorios vascos en Francia y España.

R. Esta cuestión no ha sido objeto de debate por ahora, así que como director de la Eurorregión no creo que sea conveniente entrar en ello.

P. ¿Qué margen existe para mejorar la coordinación entre ambas Administraciones?

R. Nuestra voluntad es que las dos Administraciones trabajen cada vez más en red, que los integrantes de la asamblea se movilicen de forma regular, y que nuestra unidad sirva de punto de encuentro. Las competencias que tienen Aquitania y Euskadi en investigación, innovación y agricultura permiten sumar talenteos para buscar complementariedades. Bajo el paraguas de nuestro equipo técnico, que estará en Hendaya, podemos contribuir a crear valor añadido, y me empeñaré en ello.