Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
TRIBUNA

Educación al servicio de la comunidad

Un nuevo modelo de aprendizaje trata de inculcar los valores de los Derechos Humanos a través del trabajo de los alumnos directamente con comunidades desfavorecidas

El reto que plantea el desarrollo sostenible es hoy mayor que nunca. Cada vez se tiene más conciencia de que los avances tecnológicos, las legislaciones y marcos políticos no bastan. Tienen que acompañarse de cambios en las mentalidades, en los valores y del fortalecimiento de la visión transformadora de los individuos.

La educación está convocada como respuesta a estos retos globales que, como ciudadanos del mundo, hemos identificado. Las Naciones Unidas y las organizaciones internacionales vienen expresando la necesidad de establecer políticas educativas integradoras y holísticas y los tratados internacionales más esenciales coinciden en las orientaciones, contenido y alcance que deben tomar los planes de estudio.

El programa mundial de los Derechos Humanos apela una vez más a la configuración y ejecución de metodologías basadas en la experiencia, que conecten realidad educativa y realidad social, y favorezcan la educación en derechos humanos y la aplicación de estos conocimientos en la vida. Una muestra más del consenso instalado en la sociedad internacional sobre el derecho a la educación y una educación de calidad.

La Unesco ha desarrollado todo un plan de acción teórico-práctico en torno a la educación para el Desarrollo Sostenible, donde se configuran nuevas metodologías pedagógicas y docentes para el progreso de los conocimientos académicos, las competencias cognitivas y el desarrollo de competencias para el ejercicio de una ciudadanía activa y la educación en derechos humanos.

Un modelo abandona el tradicional esquema educativo, de marcado carácter jerárquico y piramidal, en favor de sistemas más horizontales que sitúan a la persona en el centro de la acción educativa.

Dentro de las nuevas metodologías, el aprendizaje-servicio (APS) se presenta como una herramienta útil a los valores del desarrollo sostenible. Promociona la innovación educativa y el emprendimiento social. Estimula el aprendizaje participativo y en colaboración, basado en problemas y con múltiples interlocutores.

Esta propuesta combina procesos de aprendizaje y servicio a la comunidad en un proyecto bien articulado en el que los participantes se forman trabajando sobre necesidades reales del entorno con el objetivo de mejorarlo. Un modelo educativo con utilidad social que invita a las generaciones del futuro a hacerse presentes en las necesidades de nuestra sociedad actual.

El APS se presenta como una práctica educativa que promueve la participación, la innovación y la creatividad social desde el momento en el que se conecta el centro educativo, en cualquiera de sus niveles, con la sociedad en general. Es generadora de inclusión social de sectores desfavorecidos de la sociedad y posibilita el trabajo con los colectivos más vulnerables.

La Universidad de La Rioja acogió el pasado noviembre el VII Encuentro de la Red Española de Aprendizaje-Servicio, una cita de carácter nacional que abrió el relator especial de la ONU para el Derecho a la Educación. La red española, y más concretamente la riojana, de Aprendizaje-Servicio está llamada a fortalecer esta metodología, a través de la reflexión académica y la puesta en común de experiencias y buenas prácticas. Quienes integramos estas redes —administraciones públicas, instituciones educativas y tercer sector— estamos convencidos de la necesaria incorporación de esta metodología para generar nuevos dinamismos en la sociedad, conectar educación y sociedad, y promover progreso y bienestar en nuestros entornos más inmediatos.

Neus Caparrós y Domingo Carbonero son docentes e investigadores de la Cátedra Unesco Ciudadanía democrática y libertad cultural. Caparrós, doctora en Ciencias de la Educación, licenciada en Ciencias Políticas y Sociología y graduada en Trabajo Social, es profesora de Trabajo Social en la Universidad de La Rioja. Carbonero, doctor en Sociología y diplomado en Trabajo Social, es profesor de Trabajo Social en la Universidad de La Rioja.