CARTAS AL DIRECTOR

La niña de Rajoy

Todos recordamos la campaña de 2008 con la niña de Rajoy a la que puso como ejemplo de la niña que le gustaría que viviera en España, con educación pública y gratuita a su alcance, incluso en inglés, con sanidad pública gratuita y universal, con unos padres que formaran una familia, con vivienda y empleo ajustados a sus necesidades, etcétera; pues bien, hoy esa niña renunciaría con seguridad a ser familia suya, ya que todo lo prometido en la oposición lo ha incumplido en tan solo seis meses, cargándose todos los avances sociales de los ciudadanos de los últimos 30 años.

También nos acordamos del primo de Rajoy, el cual le decía que, si siendo físico él no era capaz de predecir el tiempo en los próximos días en Andalucía, ¿cómo íbamos a ser capaces de predecir las consecuencias del cambio climático? Todo ello lo utilizó Rajoy en la campaña electoral de forma torticera, manipulando el sentir ciudadano e insultando a los grupos ecologistas. Solo le queda la prima de riesgo, alemana, que más que su prima es su hermana ideológicamente y que nos está amargando el presente y el futuro, tanto a los griegos como a los portugueses y no satisfecha con esto, ahora toca amargar a los españoles y a los italianos.

¡Qué cambios obliga a experimentar en uno mismo, el mero hecho de estar en la oposición para intentar asaltar el poder a cualquier precio! Eso es lo que hoy está experimentando Rajoy que pasará a la historia como el presidente que más mintió en el menor tiempo posible. Ninguno de sus predecesores en UCD, AP, PSOE ni PP, han sido ni creo que sean capaces de superar en el futuro, este fatídico récord. ¡Váyase, señor Rajoy! Por propia dignidad, si todavía le queda, y por respeto a los ciudadanos.— José Luis Raposo Toja.

Otras noticias

IMPRESCINDIBLES

la cuarta página

El pasado imperfecto

PIEDRA DE TOQUE. Los grandes fastos de la inteligencia en el París posterior a la II Guerra Mundial fueron, más bien, los estertores de la figura del intelectual y los últimos destellos de una cultura volcada en la calle

LA CUARTA PÁGINA

El verano del 14

Todo empezó con el atentado de Sarajevo, un incidente trágico pero de importancia limitada. La atmósfera nacionalista y el patrioterismo de la peor especie que reinaban en Europa desencadenaron la contienda

Aprender a perder

No hay Mundial que distraiga de la subida del paro y la pobreza en Argentina

Los pedestales vacíos

Europa se enfrenta a la tormenta sin figuras al mando que inspiren confianza

El reto de la renovación

Pedro Sánchez tiene que hacer un partido más integrador y transparente

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana