Selecciona Edición
Iniciar sesión
DIRECTOR

Mariano Barroso: "Nadie te va a ayudar en esto"

"Un director de cine tiene dos ocupaciones: hacer películas y moverse en la industria. Dedicarme solamente a dirigir me asfixia, porque es difícil tener una continuidad y porque me gusta alternarlo con el teatro o con la enseñanza". Mariano Barroso es director de cine y profesor de dirección de actores. Empezó realizando cortos y trabajando de ayudante en películas. "Me metí en este mundo en 1981, con 20 años, y entonces no había ninguna escuela de cine. La manera de aprender es buscando la forma de practicar el oficio y pidiendo subvenciones para poder hacerlo".

"Elegí esta profesión porque todas las demás me parecían muy esquemáticas y ésta era más amplia. Cualquier experiencia que tengas la puedes canalizar en el oficio, es un auténtico privilegio dedicarse a esto". Barroso dice que para ser director de cine "hay que tener mucha fuerza y de terminación. Tienes que partir de la idea de que nadie te va a ayudar en esto, de que no hay nada a favor de que tú seas director. Luego se debe intentar ingresar en una escuela de cine, que es donde se aprende la técnica". Según este director, "el problema de muchas escuelas es la falta de contacto con la industria: son los centros planteados como un negocio".

* Este articulo apareció en la edición impresa del Martes, 24 de marzo de 1998