_
_
_
_
_

Reino Unido abre una consulta pública sobre la ley antidescargas

La autoridad reguladora publica un código sobre el papel de los proveedores de acceso y da dos meses para recoger las respuestas ciudadanas

Ofcom, la autoridad reguladora de las telecomunicaciones en el Reino Unido, ha abierto durante dos meses a consulta pública un borrador del código de prácticas que deberá regir cuando se aplique la ley que perseguirá a los internautas que persistan en la descarga de archivos protegidos por derechos de autor. Se trata de normas que deberán cumplir los proveedores de acceso.

Ofcom propone, de entrada, que los proveedores de acceso obligados a aplicar la normativa sean los que tengan más de 400.000 suscriptores y ofrezcan acceso a Internet a través de líneas fijas. Ello, sin embargo, no excluye en el futuro que se amplíe la lista o también afecte a las operadoras de móviles,en función de cómo evolucione la situación. A partir de un umbral de infracciones, el dato del internauta pasará a una lista que se mantendrá anónima. Los proveedores también deberán registrar el número de avisos que han mandado al internauta sospechoso de la infracción. La recepción de tres avisos en un plazo inferior a un año supone ingresar en la lista de infractores. Los detentadores de derechos podrán pedir, vía judicial, la identificación de los internautas reincidentes que figuren en la lista e iniciar acciones legales contra ellos.

La redacción del código también propone la creación de un organismo independiente para que los consumidores que crean que han recibido injustamente avisos de las operadoras puedan apelar al mismo sin que ello suponga una iniciativa costosa.

El informe no entra en el tipo de sanción aplicable al infractor. Aunque el proyecto de ley contempló tanto penalizar con la velocidad de la conexión como con cortes de la misma, dado que las autoridades británicas no se han decantado formalmente por el corte de las conexiones, el borrador no entra a analizar esta eventualidad.

El borrador se publica la misma semana en que la operadora O2 ha admitido que corta el servicio, tras los pertinentes preavisos, a clientes que hacen un número excesivo de descargas porque ello perjudica la fluidez del servicio en general.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_