Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Google considera que Silicon Valley no apoya su batalla en China

Eric Schmidt define su compañía como "inusual".- Microsoft anuncia más inversiones en el país asiático

Google no está sorprendida por la falta de apoyo público por parte de la industria de Silicon Valley en su batalla con China. Así lo ha admitido el máximo responsable de la empresa, Eric Schmidt, en una charla con directivos de publicaciones periódicas. "Ha ido como esperábamos, Google es una compañía inusual", ha comentado. Al referirse a su decisión de no practicar la autocensura en su buscador chino y de denunciar los ciberataques procedentes de aquel país, Schmidt ha afirmado que se trata de una decisión basada en principios cuyo resultado final es imprevisible. "Es una batalla", ha asegurado tras recordar que hay en China un notable grupo de ciudadanos que buscan información no censurada.

Este comentario coincide con la noticia de que Microsoft invertirá 500 millones de dólares en su centro de desarrollo en China. Microsoft dispone de uno en Shangai, que ampliará, y construirá otro en Pekín que albergará 8.000 investigadores.

La publicidad y Apple

Schmidt también ha aprovechado la reunión para comentar las dificultades que su empresa tiene para que las autoridades estadounidenses avalen la compra de la compañía de publicidad en móviles AdMob por parte de Google. Como era de preveer, el hecho de que Apple haya anunciado una potente política comercial en el terreno de la publicidad para las aplicaciones en sus dispositivos móviles hace esperar a Schmidt que las autoridades aprueben la compra "ante la evidencia de que se trata de un mercado altamente competitivo". Google compró esta compañía, que también perseguía Apple, por 750 millones de dólares en noviembre. Apple replicó con la adquisición de Quattro, igualmente dedicada a la publicidad en móviles, por 270.

En la charla, Schmidt ha tenido unas palabras sobre el futuro de la prensa, asegurando que existe un problema en el modelo de negocio, no en la necesidad de noticias y ha animado a los responsable de medios a aprovechar la tecnología que permite conversar con sus lectores.