Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Reglas de uso para Tuenti

500 estudiantes aprenden el empleo adecuado de las redes sociales - La jornada de trabajo se centró en el acoso en Internet

El auditorio era exigente: unos 500 alumnos de Secundaria de ocho colegios vascos. Como ponentes, Javier Etxebeste y Manuel Larrazabal, expertos en nuevas tecnologías, y los primeros conferenciantes de la jornada Redes sociales, Internet, móvil. Explótalos sin que te exploten, organizada en Bilbao por la Fundación Sabino Arana. Los estudiantes, animados quizás por los cinco iPods que se sorteaban al final del acto, se rieron, jalearon y silbaron a sus anchas, pero sobre todo, preguntaron: "¿Qué hacer si te roban tu perfil de Tuenti?" "¿Hasta qué punto es bueno que los padres utilicen las redes sociales?" "¿A qué edad hay que comprarle un móvil a un hijo?", etcétera.

Aunque a ratos pudiera parecer que el Palacio Euskalduna se había convertido en el patio de un instituto, los alumnos abordaron cuestiones "peliagudas", como más de uno dijo, sobre el acoso en las redes sociales o cómo hacer un buen uso de Facebook o Tuenti. Larrazabal, consultor de telefonía móvil, les explicó incluso su potencial como un objetivo para las grandes compañías.

"¿Cuándo hay que comprarle un móvil a un hijo?", preguntaban los alumnos

Un experto advierte a los jóvenes sobre el peligro de subir fotos a la red

La primera advertencia sobre el uso inadecuado de las nuevas tecnologías les llegó del responsable de la fundación, Juan María Atutxa: "Os está hablando una persona que utilizaba la pizarra y la tiza en la escuela, ni siquiera un bolígrafo, sí la pluma y el papel, para comunicarse. Eso ha cambiado radicalmente, pero igual que hay inconscientes que llevan un vehículo con no sé cuanto caballaje y se rompen la crisma, también la utilización por todos vosotros de las nuevas tecnologías puede conllevar ciertos riesgos".

Para que el discurso no fuese una mera sucesión de prohibiciones, Etxebeste, ex presidente de Yahoo Iberia, enumeró algunas de las bondades de Internet. "Es muy eficaz para realizar búsquedas, es divertido, podemos encontrar información para los trabajos de clase o encontrar información útil sobre tus aficiones", explicó.

Antes de que llegara el turno de las preguntas de los jóvenes, Etxebeste apuntó un par de recomendaciones básicas. Recordó que cualquier cosa publicada en Internet deja un rastro y tarde o temprano se puede localizar a su autor. Por ello, advirtió a sus oyentes: "No escribáis o hagáis cosas que no hicieseis a cara descubierta", apuntó. Y subrayó el especial cuidado con que los jóvenes deben subir fotos o vídeos a la Red. "Hay cosas que os pueden resultar muy graciosas con 20 años, pero que con 23 dejan de serlo. Recuerdo que cuando estaba terminando la carrera muchos compañeros dejaban mensajes graciosos en su contestador y muchas empresas dejaron de llamarles por eso", dijo.

Lo fundamental es no agregar como amigos en Tuenti a personas que no se conocen y borrar aquellos contactos que empiecen a enviar correos electrónicos "extraños".