Ellos prefieren los videojuegos online; ellas, las redes sociales

Un estudio de la Universidad Camilo José Cela revela los hábitos de los adolescentes en el uso de Internet y redes sociales

Quedan a las diez de la noche para comentar por Facebook cómo ha ido la tarde de estudio. Más tarde, a las once, se cuentan en Twitter los últimos cotilleos y revisan su perfil en Tuenti. Antes de dormir se despiden hasta el día siguiente por el Messenger. Tienen de 12 a 16 años y esta es su rutina. Las redes sociales se han convertido en una opción de referencia para los jóvenes, tanto para divertirse como para relacionarse entre ellos. El 70% de ellos las emplea habitualmente. Entre semana, durante una hora al día aproximadamente. Los fines de semana la afición se dispara y el 25% de los adolescentes pasa más de cuatro horas enganchado.

Ésta es una de las conclusiones del estudio "Los adolescentes en la Red", del Departamento de Psicología de la Facultad de Ciencias de la Salud de la Universidad Camilo José Cela, sobre la base de encuestas a 1095 alumnos de los cuatro cursos de Educación Secundaria Obligatoria (ESO) de seis centros educativos de la Comunidad de Madrid.

Más información

El Messenger, hermano mayor de las recién venidas Facebook o Tuenti, sigue manteniendo su tirón entre los jóvenes. Sin embargo las redes sociales le están ganando terreno poco a poco. Un 42% dice usar mucho el ya tradicional Messenger frente al 45% que dice emplear mucho las redes. Los que salen perdiendo son los blogs, los chats y las webs para buscar información escolar.

En cuanto a sexos, las chicas prefieren conectarse para entrar en el Messenger, el Facebook o el Twitter. Sin embargo los chicos siguen decantándose por los videojuegos en red. Según Adolfo Sánchez Burón, director de la investigación, la explicación está en los diferentes patrones psicológicos de género. Mientras que las chicas tienen relaciones sociales más intensas, los chicos completan sus círculos sociales con relaciones más físicas y dinámicas, como el deporte.

Los adolescentes emplean las redes fundamentalmente para mantener contacto con amistades que ven a menudo o con otras menos cercanas, según el estudio. La gran favorita es Tuenti, en la que los usuarios sobre todo comparten y suben fotos y mandan mensajes privados.

Hijo, no te conectes

Los padres tienen miedo a las redes. "Es el temor a lo desconocido y a la velocidad a la que se mueven y evolucionan las nuevas tecnologías", señala Adolfo Sánchez Burón. No parece que las redes sean utilizadas para entrar en contacto con desconocidos. Sólo el 7% de los encuestados dice haber quedado con alguien con qiuen ha entablado amistad a través de Facebook o Tuenti.

Para los responsables del estudio, resulta imprescindible que los padres hagan un esfuerzo por incorporarse a las nuevas tecnologías y evitar que la brecha generacional se agrande. "Tienen que conectarse con ellos, ver dónde navegan, y cómo lo hacen", señala David Cierco, Director General para el Desarrollo de la Sociedad de la Información del Ministerio de Industria. Los autores del informe insisten en que son un instrumento saludable para el desarrollo. "Los hijos pueden educar a los padres en nuevos usos tecnológicos; los padres deben hacerlo en la responsabilidad", concluye Sánchez Burón.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50