Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Colau alega obras de mantenimiento para negar el Palau Sant Jordi a Vox

El partido de Abascal acusa al consistorio de "mala fe" y anuncia una concentración en Barcelona

Mitin de Vox en el Palacio de Vistalegre (Madrid) el pasado 7 de octubre.
Mitin de Vox en el Palacio de Vistalegre (Madrid) el pasado 7 de octubre.

El Ayuntamiento de Barcelona ha alegado “tareas de mantenimiento” para negar a Vox el alquiler del Palau de Sant Jordi, donde planeaba celebrar un mitin el próximo 30 de marzo. El partido de Santiago Abascal acusa de “maña fe” a la alcaldesa Ada Colau y tacha la decisión de “arbitraria y discriminatoria”. El pasado jueves, el líder de los socialistas en el consistorio, Jaume Collboni, exigió que no se cediera ningún local municipal a Vox porque “el discurso del odio no puede tener cabida en los espacios públicos de una ciudad como Barcelona”.

Según Vox, durante los contactos que mantuvieron con los responsables de la sociedad gestora del Palau “quedó clara la disponibilidad de las instalaciones para los días 20 y 30 de marzo” y el Ayuntamiento tampoco mencionó las supuestas tareas de mantenimiento cuando el 15 de febrero se hizo la reserva en firme, con el anticipo del 50% del coste del alquiler (unos 20.000 euros en total). El 25 de febrero, según Vox, los gestores del Palau les comunicaron la cancelación de la reserva de manera unilateral.

El partido de extrema derecha considera que la decisión de Colau “obedece a criterios políticos y atenta contra derechos y deberes de sus afiliados y simpatizantes”, por lo que, por medio de un burofax, le ha pedido que rectifique y se reserva la interposición de acciones legales para reclamar daños y perjuicios.

El Ayuntamiento no ha querido explicar qué tipo de obras hay que realizar en el Sant Jordi ni su fecha de inicio y finalización y se ha limitado a señalar que el alquiler del Palau “es un procedimiento reglado” y que el recinto no estaba disponible ese día para tareas de mantenimiento.

Abascal quería repetir en Barcelona el baño de multitudes que tuvo el pasado 7 de octubre en Vistalegre (Madrid), donde reunió a más de 10.000 personas. Para eso, se fijó no solo en el Palau de Sant Jordi sino también en la Fira. Ante lo infructuoso de sus gestiones, Vox anuncia “una gran concentración en Barcelona” el mismo día 30.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >