Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Supremo ratifica los 23 años de cárcel para el asesino de la peregrina Denise Thiem

El alto tribunal ha desestimado el recurso de casación presentado por Miguel Ángel Muñoz Blas contra la sentencia del TSJCL

El acusado, Miguel Ángel Muñoz, durante el juicio.
El acusado, Miguel Ángel Muñoz, durante el juicio. EFE

El Tribunal Supremo ha confirmado este lunes la condena de 23 años de prisión impuesta a Miguel Ángel Muñoz Blas por asesinar el 5 de abril de 2015 a la peregrina estadounidense Denise Pikka Thiem en las inmediaciones de Astorga (León). La Sala II del alto tribunal ha desestimado el recurso de casación presentado por el acusado contra la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León, que a su vez ratificó el fallo dictado por un tribunal del jurado de la Audiencia Provincial de León. Muñoz Blas, de 42 años, fue condenado en 2017 a veinte años por el delito de asesinato y a tres por el de robo con violencia, ya que tras asesinar a la peregrina a golpes se apropió de sus pertenencias, entre ellas 1.132 dólares.

El recurso del acusado alegó ante el Supremo que se había vulnerado su derecho fundamental a la presunción de inocencia respecto de la alevosía, que entendía que se había considerado concurrente en el caso sobre la base de conjeturas y no pruebas. El alto tribunal ha desestimado la alegación y ha destacado que el jurado afirmó la concurrencia de la alevosía sobre la base de la desproporción física entre acusado y víctima, las condiciones del lugar en que la agresión tuvo lugar, así como la dinámica comisiva del hecho, propinando un fuerte golpe en la cabeza tal y como lo describe la prueba pericial que refiere las lesiones producidas.

"Resulta evidente que la intensidad del golpe, en un descampado inhóspito, sin presencia de personas y sin posibilidad de defensa permite la declaración fáctica de un hecho que los términos redactados a los que es de aplicación la agravación de alevosía que cualifica el homicidio", han indicado en el fallo los magistrados del Supremo.

Un jurado popular —compuesto por ocho mujeres y un hombre— declaró culpable a Miguel Ángel Muñoz Blas el 5 de abril de 2017, justo dos años después de que la víctima desapareciese cuando hacía el Camino de Santiago. La fiscalía había solicitado una sentencia de 25 años de prisión y la acusación particular de 27 años.

Denise Thiem desapareció el 5 de abril de 2015, cuando se desvió del Camino de Santiago para visitar la localidad de Castrillo de los Polvazares (León). La estadounidense siguió unas flechas que había modificado Muñoz para que pasara cerca de una finca de su propiedad. Entonces, el autor del crimen la atacó de forma sorpresiva y la golpeó con un palo en la cabeza; para posteriormente trasladarla hasta un enclave más apartado, donde la desnudó, le cortó el cuello y las manos —que nunca se hallaron— y la enterró. Además, le robó 1.132 dólares que la mujer llevaba encima.

La confesión de Muñoz a la policía —de la que después se desdijo— resultó determinante en este proceso judicial. El jurado popular la consideró una de las pruebas clave y, por su parte, la Audiencia Provincial recalcó que esas manifestaciones "espontáneas" permitieron encontrar el cadáver de la víctima "en el lugar indicado por el acusado". 

Más información