Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Congreso ratifica el CETA con críticas del PP y Ciudadanos al PSOE por su abstención

La vicepresidenta acusa a los socialistas de hacerse oposición a sí mismos

El pleno del Congreso ha ratificado el Acuerdo Económico Comercial y Global entre la UE y Canadá (CETA, por sus siglas en inglés) con los votos a favor de PP, Ciudadanos, PdeCat (antigua Convergència) y el PNV; la abstención del PSOE y el voto en contra del resto de grupos. Queda aún el trámite en el Senado, pero la mayoría absoluta del PP hace que, en la práctica, el del Congreso sea el único escollo para su ratificación.

El centro del debate ha sido el cambio de posición de los socialistas, que apoyó el acuerdo en el Parlamento Europeo y en la Comisión de Exteriores, y ha llegado al pleno con la abstención como muestra principal del giro del PSOE tras la victoria de Pedro Sánchez en las primarias a secretario general del partido.

Por eso, el Gobierno y Ciudadanos fueron especialmente críticos con el PSOE y para darle mayor eco a esa crítica los que subieron a la tribuna para defender el CETA fueron la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría y Albert Rivera.

Para la número dos del Gobierno, los socialistas "se hacen oposición a sí mismos" y ha advertido de la posibilidad de que se conviertan en un "partido irrelevante". En su opinión, "no se puede ser equidistante entre más Europa o más populismo, entre más Europa o más Marine Le Pen o más Pablo Iglesias".

"No hay nada menos progresista que votar contra el progreso y no hay nada más antieuropeísta que votar contra la propia Europa. Permitirá la generación de crecimiento en España, en la Unión Europea y en Canadá", ha asegurado la vicepresidenta.

El diputado del PP José Ramón García Hernández ha señalado que lo que se vota es si hay un bloque europeísta o no europeísta.

Rivera ha defendido el tratado como "liberal y progresista" y ha arremetido contra el PSOE, como partido europeísta, con un cartel electoral de Felipe González que tenía el lema "la llave de Europa". "Por suerte actualmente la llave no está en su mano, sino en Ciudadanos que ofrece mayoría para sacar adelante el CETA", ha añadido.

Para el líder de Ciudadanos, "los que se oponen a este tratado es que no confían en nuestras empresas y productos y temen que los consumidores tengan más oferta".

La abstención del PSOE la ha defendido en la tribuna el diputado Pere Joan Pons como un "toque de atención ante el "nuevo marco europeo" y por la necesidad de "revisar los tratados" para buscar un comercio internacional más justo y garantizar los derechos de los ciudadanos.

"Para combatir la desigualdad hay que humanizar el comercio internacional, con tratados progresistas que apuesten por una globalización más justa", ha asegurado.

El no lo ha encabezado Podemos, cuyo portavoz de Exteriores, Pablo Bustinduy, ha afeado al PSOE que se quede en la abstención y ha explicado que amenaza los derechos económicos, medioambientales y de los ciudadanos y supone "imponer su modelo de una sociedad sin sus ciudadanos".

Para Podemos, el CETA es inconstitucional, pero no ha logrado su objetivo de utilizar el trámite legal de pronunciamiento previo de Tribunal Constitucional, previsto para los tratados internacionales, aunque lo recurrirá una vez aprobado.

Más información