Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sánchez busca acercar a Iglesias y Rivera con un “rescate” a los jóvenes

"Rajoy nos pide moderación, nosotros le pedimos decencia", es la réplica del secretario general en su primera reunión con los diputados, senadores y europarlamentarios del PSOE desde su reelección

Pedro Sánchez durante el mitin de cierre de campaña del Congreso Nacional del PSOE. ATLAS

Un "rescate a la gente joven" entre PSOE, Unidos Podemos y Ciudadanos como primer paso para limar las asperezas entre las fuerzas del cambio. La primera propuesta concreta que Pedro Sánchez ha realizado a Pablo Iglesias y Albert Riveraen su búsqueda de una alternativa parlamentaria a la del PP en el Congreso de los Diputados, a través de una "mesa por el cambio", afecta de forma directa a una franja de población, por lo general urbana y formada, decisiva en la irrupción de las fuerzas del cambio frente a los partidos tradicionales. Sánchez les llamará este miércoles para tratar de reunirse la próxima. Su "prioridad" no es otra que"cambiar el Gobierno y cambiar sus políticas".

"Esta es la primera medida para entendernos", ha aseverado Sánchez en su primera reunión tras el 39º Congreso del PSOE con los diputados, senadores y europarlamentarios socialistas. A falta de profundizar en la iniciativa, Sánchez considera "primordial acabar con el precariado", así como fomentar políticas públicas para la emancipación de los jóvenes. También aboga por la bajada de las tasas universitarias y darle un impulso a las becas. "Pregunto a los lideres de Podemos y Ciudadanos cuántos metros podemos avanzar juntos. ¿Cinco, diez, 100? ¿Podemos llegar a La Moncloa juntos?", ha requerido. "Lo importante es que empecemos a caminar, el camino se hace andando", ha incidido.

"La realidad de los jóvenes es muy dura", ha resumido Sánchez en su intervención ante los representantes del PSOE en las Cámaras. No era su primer guiño a esa franja de la sociedad. En su discurso de clausura del Congreso socialista recordó al movimiento del 15-M. "Su demanda de  regeneración aún insatisfecha, pronto será una realidad", refirió. "El 15-M porque nació de manera espontánea y prendió porque la juventud no estaba conforme con la política en general. Surgió como una protesta porque decíamos que todos los partidos, en su conjunto, no les representábamos. Queremos decirles que nuestra intención es representar a la mayoría social de este país, especialmente a ellos, los más perjudicados por la crisis", añade la vicesecretaria del PSOE, Adriana Lastra, en conversación con EL PAÍS.

División por las especies invasoras

La posición del PSOE en la Proposición de Ley de modificación de la Ley 42/2007, de 13 de diciembre, del Patrimonio Natural y de la Biodiversidad que este martes presenta el PP en el Congreso también ha generado controversia en la reunión del grupo parlamentario socialista, que se debatía entre votar en contra y abstenerse. Al final se decantó por el voto negativo y la presentación de una medida propia, ha adelantado el portavoz de Medio Ambiente, Manuel González, en su intervención en el hemiciclo.

Diputados andaluces como Miguel Ángel Heredia, Antonio Pradas y María Jesús Serrano han destacado en la reunión de grupo el impacto que podría tener la lucha contra especies exóticas invasoras como la trucha arcoíris o el cangrejo rojo. El año pasado el Tribunal Supremo prohibió la comercialización del crustáceo, después de que Ecologistas en Acción recurriese para ampliar el Catálogo español de Especies Exóticas Invasoras, aprobado en 2013. Los partidarios de la explotación de estas especies, implantadas en el país pese a no ser autóctonas, se refieren a ellas como especies naturalizadas y advierten de las consecuencias que podría tener su combate en las industrias locales.

El de este martes ha sido el primer acto de Sánchez en el Congreso desde que el pasado 29 de octubre renunció a su acta de diputado horas antes de la investidura de Mariano Rajoy. Entonces se abstuvieron los socialistas salvo 15 diputados que votaron en contra. Las direcciones de los grupos parlamentarios en el Congreso, el Senado y el Parlamento Europeo han sido aprobadas por asentimiento antes de la llegada de Sánchez a las Cortes. La mayoría de parlamentarios se ha puesto en pie a su entrada en la sala Ernest Lluch, pero ha habido excepciones relevantes, sobre todo entre dirigentes próximos a la presidenta de Andalucía, Susana  Díaz. Lo primero que ha hecho Sánchez ha sido saludar, uno por uno, a todos los miembros de su partido presentes. El abrazo con su secretario de Organización en su anterior mandato, César Luena, ha sido de los más llamativos.

Sánchez también ha pedido "decencia" a Rajoy ante las llamadas a la "moderación" del presidente del Ejecutivo. Para sustentar su relato, el líder del PSOE ha recordado la declaración de Francisco Álvarez Cascos en el juicio del caso Gürtel.El secretario general del PP entre 1989 y 1999 y ministro de Fomento entre 2000 y 2004 rechazó este lunes haber cobrado comisiones de la trama de Francisco Correa. "Estamos de parte del Estado para defenderle de los ataques de este Gobierno. s allá de que se nombre un fiscal anticorrupción con sociedades en Panamá [Manuel Moix], el Gobierno ampara y facilita la impunidad, la corrupción en la política española", se ha mostrado muy crítico.

Margarita Robles y el precedente de José Antonio Alonso

Margarita Robles ha agradecido el apoyo recibido antes de que llegara Sánchez a la reunión. La magistrada, nueva portavoz en el Parlamento ha tenido buenas palabras para la anterior dirección, incluido Miguel Ángel Heredia, al que Rafael Simancas sustituye como secretario general del grupo parlamentario. Otro que deja la dirección es Pedro Muñoz, diputado por Ávila, que a puerta cerrada ha destacado según fuentes presentes que la elegida para la portavocía en el Congreso no es militante, lo que por estatutos la impediría ser portavoz. El secretario de Organización, José Luis Ábalos, ha recordado a Muñoz que José Antonio Alonso también fue portavoz en unas circunstancias similares a la de Robles. Alonso fue previamente ministro de Interior y de Defensa en el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero.

También a puerta cerrada, Ciprià Císcar, parlamentario por la Comunidad Valenciana, ha recordado a Sánchez que "lealtad no es sumisión". Quien fuera secretario de Organización con Felipe González ha apuntado además que Sánchez, fuera del Congreso tras su renuncia al acta hace nueve meses, habría ideado una dirección de bajo nivel que no le restara brillo. Císcar también ha hecho alusión a la afirmación del portavoz de la ejecutiva federal, Óscar Puente, de que Sánchez se iba "a rodear de un equipo de gigantes, no de pigmeos”. Ante la afirmación del alcalde de Valladolid de que el PSOE "ha vivido tiempos en que algunos gigantes parecían pigmeos y ahora los pigmeos han recuperado su tamaño real", Císcar ha ironizado que en su tierra los gustos varían entre gigantes y cabezudos. César Ramos, diputado extremeño, ha animado por su parte a "remar juntos" a sus compañeros de bancada.


Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información