El PSOE pide abrir ya el debate para un cambio “medido”

Los socialistas defienden en un manifiesto iniciar las negociaciones

El presidente de la gestora del PSOE, Javier Fernández.
El presidente de la gestora del PSOE, Javier Fernández.Alberto Morante (EFE)
Más información
El PSOE insta a Rajoy a ofrecer a los nacionalistas la reforma constitucional
Los padres de la Constitución de 1978

La mejor manera de defender la Constitución de 1978, sostiene el PSOE, es reformarla. Con esta premisa los socialistas están firmemente decididos a propiciar un cambio, máxime cuando, a su juicio, la España de finales de 2016 vive la mayor crisis institucional “desde la instauración de la democracia”. Una crisis alimentada “por la respuesta de las políticas conservadoras a la crisis económica”, por el retroceso de derechos y “el empobrecimiento de las clases trabajadoras”, y por los casos de corrupción que han alejado a los ciudadanos de los políticos. Con esas ideas el PSOE ha elaborado un manifiesto por el 6 de diciembre, día en el que se conmemora la aprobación de la Constitución. En él aboga por su reforma “medida y consensuada”.

Desde 2004 el PSOE ha intentado abrir el debate de la reforma constitucional, pero siempre se ha encontrado con una pregunta del PP: “¿Para qué y con qué objetivos?”. El debate nunca llegó a abrirse. Ahora, con nuevos partidos que piden la reforma, parece más factible abordarla. La idea de los socialistas es crear una subcomisión del Congreso, un paso previo a la discusión formal en la Comisión Constitucional.

“El tiempo para la reforma constitucional ha llegado: para proteger y garantizar suficientemente el Estado del bienestar, para fortalecer y ampliar los derechos fundamentales y revitalizar nuestro Estado de derecho; para mejorar la estructura y el funcionamiento de nuestro modelo territorial en un sentido federal, fortaleciendo simultáneamente la unidad del Estado, el autogobierno de las comunidades y el respeto e integración democrática de la diversidad de la España plural”, reza el manifiesto que el PSOE presentará al resto de partidos.

Salvo imprevistos, los socialistas de toda España tienen una posición única, después de que el Partit dels Socialistes de Catalunya (PSC) reafirmara la semana pasada que la Declaración de Granada de julio de 2013 sobre la reforma constitucional en sentido federal está plenamente vigente. En este tiempo, según el PSOE, “se ha enseñoreado el inmovilismo estéril y la incapacidad para el diálogo de algunos responsables institucionales y, de otra [parte], los embates soberanistas al margen de la Constitución y la ley”. El PSOE quiere levantar “la bandera de las reformas y de los consensos”. Estos últimos imprescindibles, sobre todo con el PP, para cualquier cambio constitucional.

Los socialistas están preparados para empezar ya el debate. “Tenemos los deberes hechos en esta materia con la Declaración de Granada de 2013”, señaló este lunes el primer secretario del PSC, Miquel Iceta, en su comparecencia junto al presidente valenciano, el también socialista Ximo Puig. El PSOE no puede imponer su modelo territorial, “pero tampoco el PP”, añadió Puig. “Las cuestiones nominalistas no son importantes”, zanjó, a las preguntas sobre si Cataluña es una nación.

Sobre la firma

Anabel Díez

Es informadora política y parlamentaria en EL PAÍS desde hace tres décadas, con un paso previo en Radio El País. Es premio Carandell y Josefina Carabias a la cronista parlamentaria que otorgan el Senado y el Congreso, respectivamente. Es presidenta de Asociación de Periodistas Parlamentarios (APP).

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS