Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Irene Lozano, número cuatro por Madrid en la lista del PSOE

Amplio malestar entre cargos socialistas por el fichaje de la exdiputada del UPyD

Irene Lozano, número cuatro del PSOE en la candidatura de Madrid. Atlas

Irene Lozano irá de número cuatro en las listas del PSOE en Madrid. La exdiputada de UPyD, que ayer anunció su fichaje como independiente para presentarse a las elecciones en la lista que encabezará Pedro Sánchez, ocupa el puesto de la secretaria de Empleo del partido, Luz Rodríguez, que pasará a encabezar la candidatura por Guadalajara. La exsecretaria de Estado de Empleo ha aceptado la propuesta que le ha hecho la dirección socialista después de la renuncia de su número uno, el secretario provincial, Pablo Bellido que está imputado por estafa.

La incorporación de la exdirigente de UPyD a las candidaturas del PSOE como independiente, sin afiliarse al partido, ha levantado resquemor y críticas entre algunos miembros de la formación. Además de las resistencias a abrir hueco a gente “de fuera” del partido, como reacción habitual interna, la figura de Irene Lozano ha provocado malestar por sus ataques contra el bipartidismo.“Lo primero que tiene que hacer Lozano es pedir perdón, disculparse, ante miles de militantes socialistas honrados que nos hemos sentido ofendidos en muchas ocasiones por sus descalificaciones durante cuatro años”, ha asegurado el presidente de Extremadura, el socialista Guillermo Fernández Vara, en declaraciones a EL PAÍS .

En la dirección del partido se subraya la preparación y solvencia de Lozano en muchos temas y su prestigio en distintos sectores y colectivos sociales. Lo cierto es que en las reacciones de malestar, cuyos autores solicitan de momento permanecer en el anonimato, con la excepción de Fernández Vara, miembro de la Comisión Federal de Listas, se tiene muy en cuenta la actuación política de la exdiputada de UPyD durante la legislatura que está a punto de terminar. Algunos en el PSOE no olvidan la relevancia de Lozano en cuestiones no solo parlamentarias sino de índole política nacional al haber sido durante mucho tiempo mano derecha de la exlíder de UPyD, Rosa Díez. Por ejemplo, en Asturias se atribuye el influjo de Lozano en el diputado de esa formación, Ignacio Prendes, para que pusiera fin a su apoyo al presidente socialista asturiano, Javier Fernández.

Lozano también ha recibido críticas por parte de sus antiguos compañeros de UPyD. El más beligerante ha sido Carlos Martínez Gorriarán, que le ha acusado de buscar “un pesebre confortable” con el cambio de siglas. En una conversación con este periódico, Lozano ha defendido su decisión alegando que existe una "verdadera oportunidad" de cambiar este país y que confía en el proyecto de Pedro Sánchez. "Sé que hay gente que hiciera lo que hiciera me hubiera criticado, salvo que me hubiera ido a mi casa y me hubiera puesto a llorar en un rincón", ha defendido la política madrileña en una entrevista a EL PAÍS.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información