Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Detenida una octogenaria por matar a su esposo con una muleta en Málaga

Inicialmente se pensó que el hombre se había caído del sofá, pero en la investigación se encontraron restos de sangre en el bastón

El puesto de la Guardia Civil de Rincón de la Victoria (Málaga) recibió el pasado 21 de julio una llamada que informaba de que un hombre de avanzada edad había sufrido una caída en su domicilio. Cuando los agentes llegaron a la vivienda, junto al equipo de emergencias sanitarias, comprobaron que la víctima tenía varias lesiones en la cabeza y que su estado era grave. Su esposa, la única persona que estaba con él en la casa, contó que se había precipitado fortuitamente del sofá. El varón, de 83 años, fue trasladado al Hospital Regional de la capital malagueña, donde murió al día siguiente.

Pero a los investigadores y al personal del equipo médico les surgieron "ciertas dudas" sobre el supuesto accidente y la versión ofrecida por la mujer, también de 83 años, por lo que el equipo de Policía Judicial de Vélez-Málaga, municipio vecino, abrió diligencias para intentar averiguar qué había ocurrido.

Según ha informado la Guardia Civil, durante la inspección de la vivienda se localizaron proyecciones de sangre en lugares que no se correspondían con la zona exacta donde había aparecido el hombre herido, algo que aumentó las sospechas de que podría tratarse de un homicidio. La prueba definitiva se encontró en una de las muletas que la víctima utilizaba para desplazarse.

El uso de una técnica especial permitió detectar restos de sangre del varón en este objeto, a pesar de que había sido lavado para intentar hacer desaparecer cualquier rastro. Eso hizo pensar a los investigadores que podría tratarse del arma homicida, tesis corroborada también por la autopsia, que concluyó la existencia de múltiples heridas en la cabeza del hombre cuya profundidad y tamaño se correspondían con la muleta.

M. B. G., la esposa del fallecido, era la única persona que se encontraba en el domicilio cuando se produjeron los hechos y fue quien ofreció la versión del accidente fortuito, que ha sido desmontada por la Guardia Civil. La mujer fue detenida este miércoles por el supuesto homicidio de su esposo y el Juzgado de Instrucción 7 de Málaga ha decretado su ingreso en prisión.