Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rajoy ultima una remodelación del Gobierno antes del verano

El recambio se prevé ahora tras la constitución de los Ayuntamientos

Podría acarrear más ajustes en el Ejecutivo

Crisis del PP tras las elecciones 24M Ampliar foto
Soraya Sáenz de Santamaría este jueves en el pleno del Congreso.

Mariano Rajoy está ultimando estos días los cambios que quiere efectuar en la cúpula del PP antes de las vacaciones de verano y también una remodelación en el Gobierno, tras la salida que ha pactado con el ministro José Ignacio Wert para finales de junio. Rajoy le prometió a Wert que hablarían de su relevo al frente del Ministerio de Educación y de su futuro puesto como embajador de España ante la OCDE tras las elecciones locales del 24 de mayo. El plazo ha cumplido. El recambio se prevé ahora tras la constitución de los Ayuntamientos, entre el 13 y el 16 de junio, y podría acarrear más ajustes en el Ejecutivo.

El ministro de Educación ha hablado varias veces con el presidente del Gobierno sobre su situación personal y sobre su interés por dejar el Ejecutivo cuanto antes. Wert informó a Rajoy de que por razones familiares, sentimentales y también económicas quería retomar su vida fuera de la primera línea política en España.

Está previsto que el Consejo de Ministros resuelva este viernes mismo la sustitución de la actual pareja del ministro, la secretaria de Estado de Educación, Montserrat Gomendio, que se marcha precisamente como directora general de una división de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), con sede en París. Rajoy ofreció a Wert la posibilidad de ocupar el puesto que deja vacante el actual embajador español ante ese organismo internacional, el diplomático Ricardo Díaz Hochleitner, que cubrirá a su vez el hueco que deja al jubilarse el actual embajador de España en Rabat, José de Carvajal.

Elogio público a Cospedal

"No recibirá de mí ni una sola crítica" aseguró ayer la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, refiriéndose a Dolores de Cospedal, secretaria general del PP. "Su labor es difícil, dura e ingrata", dijo. Ambas han mantenido una relación difícil en la legislatura, pero la vicepresidenta evitó ayer criticarla.

Rafael Hernando, portavoz del PP en el Congreso, también la elogió: Cospedal seguirá hasta el congreso, "salvo que diga otra cosa"

Rajoy le pidió a Wert paciencia y que esperara a que se celebraran las elecciones locales del pasado 24-M. Esa cita pasó y ahora el presidente aguarda a conocer el informe poselectoral que ha encargado al jefe de campaña del PP, Carlos Floriano, y a resolver la política de pactos, coordinada por Javier Arenas, para ejecutar los cambios en el Gobierno y el PP cuando se constituyan los ayuntamientos y las comunidades a partir del 13 y 16 de junio. Varios ministros consultados por EL PAÍS dan por “descontada” la salida del Ejecutivo de Wert, que estaba además entre los menos valorados en las encuestas.

Los ministros y otros dirigentes del PP especulan ahora, por un lado, con el nombre de la persona que ocupará ese puesto dejado por Wert, y por otra parte con la posibilidad cada vez más asentada de que el presidente aproveche esa situación para hacer más cambios en otros departamentos. Los que apelan a la “lógica previsible” de un presidente poco dado a las revoluciones y sorpresas se quedan con un ajuste casi de libro. Y añaden así que Rajoy pactaría con Dolores de Cospedal su salida de la secretaría general del PP para hacerse cargo de ese ministerio. Esa opción sí permitiría a Cospedal realizar, como ha prometido, el debate de investidura del socialista Emiliano García-Page como presidente de Castilla-La Mancha.

Más información