Ciudadanos será clave para formar gobierno en la Comunidad Valenciana

El sondeo del CIS consigna que PP y PSPV-PSOE solo podrían presidir la Generalitat con el apoyo de los minoritarios

El barómetro del Centro de Investigaciones Sociológicas sobre la intención de voto en la Comunidad Valenciana confirma la tendencia que ha venido constatando Metroscopia en los sondeos publicados por EL PAÍS el pasado 19 de abril y el 9 de octubre de 2014. El Partido Popular incide en su derrumbe en la Comunidad Valenciana, pero, como novedad, podría mantener el poder si, en el escenario de su horquilla alta (33-35 diputados) lograra alcanzar un pacto con Ciudadanos (16) ya que Esquerra Unida (EU) perdería los cinco escaños que tiene en la actualidad y perdería su condición parlamentaria. Enfrente, quedaría una izquierda plural que para gobernar, más allá de solucionar los inconvenientes que alejan a las distintas organizaciones, necesitaría también confirmar su horquilla alta. El PSPV-PSOE (22-23 escaños) podría aglutinar una mayoría (50 diputados) si suma los 19 de Podemos y los 7-8 de Compromís.

Las espadas están en alto y la formación de Albert Rivera, encabezada en la Comunidad Valenciana por Carolina Punset, se convertiría según el CIS en el partido clave de la próxima legislatura. El resultado del barómetro certifica el fin del bipartidismo y refleja un escenario, con cinco partidos (en vez de los cuatro que configuraron el Parlamento en 2011). Ciudadanos es el principal beneficiario de la hemorragia del PP. El partido obtendría 16 diputados. El último sondeo de Metroscopia para EL PAÍS, elaborado entre los días 13 y 15 de abril, otorgaba 17 escaños a esta formación ausente hasta ahora parte del paisaje parlamentario valenciano.

El PP mantiene el prurito de ser el partido más votado con 33-35 diputados, pero perdería entre 20 y 22 de los escaños que obtuvo en los comicios de 2011, en los que ocupó 55 de los 99 sillones de las Cortes Valencianas en la que fue su tercera mayoría absoluta consecutiva. Tras 20 años en el poder, y desgastado por diversos casos de corrupción que han llegado a implicar a dos presidentes de la Generalitat, tres presidentes de Diputación, 10 diputados y varios consejeros y altos cargos procesados, el PP acusa una importante desafección por parte de su electorado. El sondeo de Metroscopia daba 28 diputados al PP.

El PSPV-PSOE perdería entre 10 y 11 de sus escaños actuales y se quedaría como segunda fuerza con 22 o 23 diputados. El partido de Ximo Puig quedaría por encima de Podemos, que irrumpiría como tercera fuerza en las Cortes Valencianas con 19 diputados, mientras que Compromís podría obtener entre siete y ocho escaños. Sumadas las tres fuerzas podrían alcanzar 50 diputados que son la mayoría absoluta.

Esquerra Unida del País Valencia, con una intención de voto directa del 2,8%, se quedaría fuera del Parlamento valenciano.

Lo ajustado de los números, y un 26% de encuestados que no sabe qué va a votar, hace que, a tres semanas de las elecciones, estos comicios se presenten más abiertos que nunca, con un número de combinaciones mayor que en los de los últimos años.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

La Comunidad Valenciana es una de las plazas prioritarias para Podemos. El sondeo lo certifica. Si Metroscopia le atribuía 17 escaños, el CIS

El CIS confirma la invisibilidad de Unión Progreso y Democracia en el Parlamento valenciano, como ya apuntaba Metroscopia. Las sacudidas internas que llevaron a Toni Cantó a renunciar como candidato de la formación magenta a la presidencia de la Generalitat han ahuyentado al electorado de esta opción.

En cuanto a la intención de voto en el principal Ayuntamiento de la comunidad Valenciana, el barómetro del CIS anota el desplome de rita Barberá, aunque apunta que podría gobernar con el apoyo Ciudadanos

El PP ganaría las elecciones municipales en la ciudad de Valencia si se celebraran hoy, con el 35,7% de votos, lo que le daría 13 concejales (siete menos que los conseguidos hace cuatro años) y podría gobernar gracias a un pacto con Ciudadanos, que con el 14,4% de los votos obtendría 5 concejales. Ambos sumarían 18 de los 33 puestos del hemiciclo, uno por encima de la mayoría absoluta.

Es el resultado que arroja la encuesta preelectoral del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), según la cual el PSOE obtendría el 15,9 % de votos y 6 ediles (con pérdida de dos), y accederían por primera vez las formaciones de València en comú y Ciudadanos, con 5 ediles cada uno, Compromís sería la cuarta fuerza, con 4 ediles (uno más que ahora). Esquerra Unida se quedarían sin representación.

El bloque de partidos de izquierdas no sumaría una mayoría suficiente para gobernar la tercera capital de España, salvo que Ciudadanos, que se revela clave en estas elecciones, se abstuviera. Los socialistas se quedarían con seis concejales, Compromís ganaría un edil y Valencia en comú otros 5. Sin embargo, la suma de las tres formaciones, 15 concejales, no conseguiría un gobierno estable. UPyD tampoco lograría entrar en el Ayuntamiento de Valencia.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS