IU califica de “corrupta” a la Monarquía y plantea un referéndum sobre la república

El Rey tendría que convocar el referéndum sobre el modelo de Estado Santamaría reta a Garzón a tener la mayoría suficiente para iniciar la reforma constitucional .

El diputado de IU Alberto Garzón, durante su intervención hoy en la sesión de control al Ejecutivo.
El diputado de IU Alberto Garzón, durante su intervención hoy en la sesión de control al Ejecutivo.Fernando Alvarado / EFE

Los grupos de la oposición invocan estos días la facultad que tiene el gobierno para impulsar o permitir que se celebren referendos. Sobre todo para Cataluña. Pero en el pleno del Congreso de hoy Izquierda Plural (IU, ICV, CHA) ha vuelto a un asunto que nunca olvida: Monarquía y República. El diputado Alberto Garzón ha defendido una interpelación para que el Gobierno convoque un referéndum consultivo “para que los ciudadanos puedan expresar su deseo sobre Monarquía o República como forma política de Estado”. La vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría ha animado o retado al parlamentario a que su grupo obtenga la mayoría suficiente para iniciar en el Congreso el procedimiento que fija la propia Constitución para su reforma. “Esta es una Monarquía corrupta”, ha dicho el joven diputado y valor emergente en IU, como una de las razones añadidas a cambiar la forma de Estado. “Usted que ha hecho muchas acusaciones de corrupción mire a Despeñaperros”, le ha dicho tras recordarle que IU en Andalucía gobierna con el PSOE, en relación con los ERES.

Será la próxima semana cuando todos los diputados tendrán que pronunciarse sobre Monarquía o República en una moción consecuencia de la interpelación que hoy ha defendido el diputado Alberto Garzón. ¿Cómo se puede hacer legalmente?: A través del artículo 92 de la Constitución, ha invocado el interpelante. “Las decisiones políticas de especial trascendencia podrán ser sometidas a referéndum consultivo de todos los ciudadanos”, dice su punto número uno. “El referéndum será convocado por el Rey, mediante propuesta del presidente del Gobierno, previamente autorizada por el Congreso de los Diputados”.

No ha tenido en cuenta esta posibilidad jurídica la vicepresidenta del Gobierno sino que se ha centrado en los procedimientos legales para llevar a cabo una reforma constitucional que parten de una mayoría reforzada en el Congreso. “No sé si es usted consciente de la gravedad de lo que está pidiendo, ojo, nada menos que el gobierno incumpla la ley, que convoque un referéndum para cambiar la Constitución, apelando al pueblo”. A la Historia de la transición española ha acudido Sáenz de Santamaría para recordar a Garzón que el Partido Comunista de España, antecedente de IU, redactó con el resto de las fuerzas políticas la Constitución y aceptó la Monarquía Parlamentaria. “La Constitución puede cambiarse pero el límite está en las propias normas”.

No había forma de ponerse de acuerdo ni en el fondo ni en la forma. La vicepresidenta hablaba de la reforma constitucional para plantear el cambio de modelo de Estado, en tanto que Garzón se iba directamente a un artículo de la propia Ley Fundamental que se refiere exclusivamente a los referendos. “Su hipótesis es falsa. Nosotros no pedimos al gobierno que incumpla la ley porque el artículo 92 permite al gobierno convocar referéndum para asuntos importantes”, ha replicado Garzón que tampoco admite ahora el argumento de que en 1978 se votó la Monarquía frente a la República. “ Se votó Dictadura o Democracia y en el paquete de democracia estaba la Monarquía”, ha interpretado el diputado de Izquierda Plural. Además, él junto al 68% de los españoles actuales no votó esa Constitución, dijo como otro argumento, desde la perspectiva de su edad, 28 años. Las urnas, el poder de las mayorías y su legitimidad fue el argumento que desarrolló la vicepresidenta sin entrar en el que defendió Garzón sobre la posibilidad de convocar directamente una consulta. “ Para empezar convenza usted a los ciudadanos que le voten y empiece por ahí el procedimiento constitucional previsto”.

La defensa de la República que ha hecho Garzón no solo la ha basado en la “existencia de un rey”, sino que le encuentra más ventajas para los ciudadanos, aunque, además, al caso de España se añade, para Garzón, su mala opinión sobre su Jefatura del Estado, como institución. “La monarquía en este país ha sido corrupta, con el caso Urdangarín y los países fiscales”, ha sentenciado. “Me voy a poner castiza ya que usted acusa de corrupción a todo el mundo; usted gobierna en Andalucía y sabe con quién gobierna; esos discursos de corrupción hágalos de Despeñaperros hacia abajo”, le ha sugerido la presidenta al citar el puerto que conduce hacia Andalucía. Dejen voten a los ciudadanos, le ha pedido Garzón. “Es más democrático respetar lo que ha votado el pueblo español”, le ha respondido en referencia a la Constitución. De salud está muy bien la vicepresidenta, como respuesta al broche que puso Garzón a su intervención inicial con el clásico “Salud y República”, de los republicanos de 1931 cuando se proclamó esa forma de Estado en España.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterBECAS VERANO

Lo más visto en...

Top 50