El Rey ingresó a la Infanta 155.243 euros por actos oficiales en dos años

Doña Cristina pagó como autónoma en 2007 y 2008

La infanta Cristina recibió transferencias de la Casa del Rey por valor de hasta 79.366,32 euros en 2007 y 75.877,02 euros al año siguiente, según consta en los extractos de su cuenta personal solicitados por el juez del caso Nóos, José Castro. Los 23 ingresos van de los 14,68 euros a los 11.787. Fuentes de La Zarzuela explican que se trata de la asignación que el Rey reparte entre los miembros de la familia real para gastos de representación por su participación en actos oficiales, es decir: desplazamientos, ropa y calzado, y dietas.

Al no participar en la agenda oficial de la Casa del Rey a raíz de la imputación de su marido, Iñaki Urdangarin, en el caso Nóos, doña Cristina ha dejado de recibir esas cantidades. Sí lo siguen haciendo la Reina, la princesa Letizia y la infanta Elena: 260.000 euros como máximo para el año 2013.

Es el propio Monarca quien decide cada año qué cantidad reparte entre los miembros de la familia real en concepto de gastos de representación. La Zarzuela nunca ha especificado cuánto recibía cada uno ni en qué cosas en concreto se gastaba esa suma.

Los extractos bancarios que analiza el juez recogen, además, que la Infanta pagó como autónoma a la Seguridad Social en 2007 y 2008 con cuotas mensuales en torno a los 240 euros. La legislación de las sociedades limitadas, en este caso Aizoon —compartida al 50% por los duques de Palma—, obliga a que al menos uno de sus socios administradores esté dado de alta como autónomo en la Seguridad Social, según explican asesores de gestión laboral y social de Mallorca. Los duques de Palma facturaron a través de Aizoon multitud de gastos personales como si fueran de empresa: estancias en el extranjero, productos gourmet, carburante, libros y hasta suscripciones a revistas.

El juez Castro está sometiendo a la hija del Rey a un escrutinio global y minucioso: desde sus movimientos bancarios hasta sus actividades fiscales pasando por sus relaciones comerciales entre 2002 y 2012. A lo largo del mes de noviembre, tras consultar a las partes personadas en el caso, el magistrado decidirá si imputa de nuevo a la Infanta por un posible delito de blanqueo de capitales.

Los extractos de la cuenta de la Infanta reflejan seis traspasos a su marido, Iñaki Urdangarin, por un total de 89.919 euros en 2008, el mayor, de 21.132 euros, en abril. También quedó registrado el ingreso que hicieron en la cuenta de doña Cristina dos parientes directos de su marido y por unas cantidades prácticamente idénticas: 1.041 euros el 2 de octubre de 2008 Carlos Gui y 1.040,38 euros cinco días más tarde de Clara Urdangarin.

La documentación también refleja que la Infanta invertía en un plan de pensiones: 10.000 euros, por ejemplo, en diciembre de 2008.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterPerfiles Profesionales 2022

Lo más visto en...

Top 50