Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El juez Bermúdez reclama investigar si el PP se financió con constructoras

El magistrado sostiene que 'Gürtel' podría ser solo uno de los donantes ilegales

Javier Gomez Bermudez juez de la Audiencia Nacional.
Javier Gomez Bermudez juez de la Audiencia Nacional.

La red Gürtel podría ser solo un donante ilegal más del PP. Eso es lo que cree el juez de la Audiencia Nacional Javier Gómez Bermúdez y así lo explica en la exposición de motivos en la que reclama la competencia para seguir investigando los papeles donde el extesorero del PP, Luis Bárcenas, registraba donaciones empresariales por encima de las permitidas por la ley. El juez apunta a que la financiación de este partido podría no limitarse a las empresas implicadas en la trama Gürtel sino que iría más allá y estaría vinculada a adjudicaciones y contratos de la Administración central, de autonómicas y locales, como detalla la querella de Izquierda Unida con la que Bermúdez comenzó a investigar la supuesta contabilidad b del PP.

“Es una parte del todo”, sostiene el magistrado del juzgado número 3 de la Audiencia Nacional en la exposición de motivos por los que cree que la competencia para la investigación de los papeles de Bárcenas debe recaer en su juzgado y no en el número 5 que preside Pablo Ruz y donde se instruye el grueso del caso Gürtel. Gómez Bermúdez insiste en que entre la contabilidad manuscrita y la trama Gürtel no existen conexiones suficientes como para que sea Ruz el que se quede con el caso. Ruz, por su parte, se basa en un informe de la policía que indica que existe una “vinculación temporal, cuantitativa y subjetiva que permite inferir una correlación”.

El magistrado quiere indagar si hubo pagos a cambio de contratos

Pero Bermúdez discrepa tanto de la decisión de Ruz de asumir el caso como de la fiscalía, que también encontró una conexión suficiente pero entre la contabilidad oficial del PP y los apuntes de comisiones ilegales del sumario Gürtel. Así, el juez Bermúdez asegura que los nexos señalados son “meras coincidencias contables —sin que se vincule con contraprestación alguna— que responden a que Bárcenas y Álvaro Lapuerta eran los tesoreros del PP, luego todo el dinero destinado al partido tenía que pasar por ellos, aunque no necesariamente llegar a dicho partido”.

“La aparición de unos pocos apuntes coincidentes en las contabilidades de la red Gürtel, la supuestamente manuscrita por Bárcenas y la oficial del PP no acreditan conexidad a efectos procesales, salvo que se afirme que la red Gürtel era el instrumento de recaudación del PP a cambio de concesiones de contratos y obra pública, lo que no es objeto de la investigación inicial del juzgado de instrucción número 5 y queda desvirtuado por la ausencia de apuntes contables en la contabilidad Gürtel referida a los empresarios querellados”, afirma Bermúdez en un escrito enviado este lunes el presidente de la Sala de lo Penal.

“Gürtel puede ser una parte de la supuesta financiación ilegal del PP, pero eso no es el delito”, según expone antes de añadir que las acciones punibles a investigar serían los “cohechos, prevaricaciones, defraudaciones... derivados de pagos a cambio de contratación pública”.

A juicio de Bermúdez, se trata de “endebles conexiones” y solo existe una “conexidad subjetiva débil” e indica, a modo de ejemplo, que en casos de terrorismo, la implicación de una o dos personas en un asunto no determina que todos los delitos cometidos por estos se instruyan por el mismo juzgado. Eso, según el juez, llevaría a “procesos inmanejables donde se diluye la responsabilidad porque los hechos imputados son distintos y el número de sujetos adheridos por vía de conexión ilimitados”.

“Lo mismo ocurre en materia económica”, añade Bermúdez antes de exponer cómo el caso del expresidente de la CEOE Gerardo Díez Ferrán y su socio, Ángel de Cabo, son causas que se instruyen en dos juzgados distintos de la Audiencia Nacional.

Califica de “endebles” los nexos entre los ‘papeles de Bárcenas’ y Gürtel

Ruz inició las pesquisas sobre la contabilidad manuscrita como una pieza separada del sumario Gürtel, pero Bermúdez considera que esta no puede ser la vía porque el PP está personado como acusación en Gürtel y “es incompatible su posición activa y pasiva en el proceso”. Y agrega que el PP, a través de un recurso contra la investigación de Ruz, sostuvo que no hay conexión entre los papeles y el caso Gürtel y que después de que su juzgado admitiera la querella de IU, la formación conservadora retiró y desistió del recurso.

En su alegato para que la competencia sobre los papeles de Bárcenas recaiga en su juzgado, el juez asegura que en el caso de que surgieran indicios de que Gürtel es la única vía y el “mecanismo permanente de recaudación de dinero a cambio de contratación pública”, procedería de inmediato a inhibirse y dejar la investigación a Ruz.

Gómez Bermúdez cuestiona en su escrito hasta que la pugna que lleva con Ruz sea una cuestión de competencia ya que estas dirimen únicamente cuestiones de territorialidad y ambos juzgados tiene el mismo ámbito de actuación.

El hecho es que será la Sección Tercera, presidida por Alfonso Guevara, la encargada de resolver la pugna entre ambos jueces. La respuesta judicial a quién es competente para investigar los papeles de Bárcenas tenía que resolverse hoy, pero finalmente se ha pospuesto hasta el miércoles. La vista se producirá después de que la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional rechazara el jueves, por una amplia mayoría, llevar a pleno la lucha abierta entre los jueces.

Los ‘donantes’: 2.700 millones en contratos

MARÍA FABRA

“Existe una correspondencia entre entradas de dinero procedentes de empresas y empresarios y la adjudicación de obra pública o contratos con la Administración en el mismo entorno electoral”. El titular del juzgado número 3 de la Audiencia Nacional, Javier Gómez Bermúdez, esgrime las operaciones fraudulentas descritas en la querella que presentó Izquierda Unida como argumento para reclamar la competencia en la investigación de los papeles del extesorero del PP, Luis Bárcenas, y asegurar que la contabilidad va más allá de la trama Gürtel.

En la querella, Izquierda Unida relaciona los apuntes manuscritos con adjudicaciones a los supuestos donantes. La suma de estos contratos, que en ocasiones se firman con grupos empresariales, suman más de 2.700 millones de euros y proceden tanto de ministerios como de comunidades autónomas e incluso Ayuntamientos. En su escrito, IU señaló a ocho empresarios que aparecen en los apuntes y que merecieron, días antes o después de las anotaciones, adjudicaciones, en muchos casos, millonarias.

Contratos para obras en puertos, en autopistas, en diferentes tramos de la línea de alta velocidad fueron adjudicados, en algunos casos, el mismo día en el que la contabilidad manuscrita refleja la aportación del empresario beneficiado con el contrato público. Así, el día en el que uno de los empresarios imputados firmó el contrato para la autopista Madrid-Toledo, los papeles de Bárcenas reflejan una donación por parte de uno de los adjudicatarios. Lo mismo ocurre con la autovía Castellón-Teruel, donde el apunte contable aparece al día siguiente y con una veintena de contratos analizados por IU.

En otros casos, las “donaciones” se incrementan cuando se aproximan periodos electorales. Todos los empresarios consultados negaron haber realizado donaciones al PP.

 

Más información