Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ruz rechaza el estrés alegado por Correa para no ir a declarar por la visita del Papa

El cabecilla de la trama Gürtel trató de evitar su comparecencia señalada para el día 7

“No ha lugar”. El juez de la Audiencia Nacional Pablo Ruz, ha desestimado la solicitud formulada por el cabecilla de la trama Gürtel, Francisco Correa, para evitar acudir a declarar, el próximo 7 de mayo. A través de su abogado, Correa alegó que los traslados a los juzgados para ser interrogado por las irregularidades de sus negocios le producían episodios de crisis de ansiedad. Sin embargo, tras ser examinado por los forenses, tal como decretó el juez, se ha determinado que este traslado y declaración no resulta perjudicial para su estado de salud.

Los traslados de Francisco Correa a los juzgados ya se realizan en ambulancia, después de que los médicos del centro penitenciario en el que se encuentra ingresado desde hace más de tres años le diagnosticaran una claustrofobia que aconseja no hacerlo en furgón policial.

Pero, además, el letrado del líder de la trama corrupta expuso que la solicitud no solo se justificaba por sus dolencias sino para evitar la “eventual instrumentalización mediática y política de las innecesarias imágenes de don Francisco Correa compareciendo esposado y escoltado”. Por ello, el abogado reclamaba declarar a través de vídeoconfencia o mediante un exhorto en otro juzgado más cercano a la prisión en la que se encuentra.

El caso es que Correa acudirá al juzgado de Ruz para ser preguntado por el pelotazo de la visita del Papa a Valencia en 2006, que fue adjudicada por la Generalitat valenciana a Teconsa. Esta empresa, que actuó como tapadera, repartió alrededor de tres millones de euros de los 7,4 por los que se adjudicó el contrato de la televisión pública valenciana. A no ser que cambie de opinión, el letrado de Correa ya ha anunciado que se acogerá a su derecho a no responder a ninguna pregunta, tal como viene haciendo cada vez que es sometido a un interrogatorio.