Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Madrid y Valencia perturban la mayoría de Rubalcaba en el PSOE

Los congresos regionales apuntan a líderes que apoyan al secretario general

Madrid y Valencia perturban la mayoría de Rubalcaba en el PSOE Ampliar foto

La influencia regional, provincial y local en la alineación de los delegados al 38º congreso del PSOE entre Alfredo Pérez Rubalcaba y Carme Chacón fue determinante, y ahora se pondrá de manifiesto con toda crudeza durante la celebración de los congresos territoriales. En ellos se elegirá a nuevos líderes, se confirmará a algunos, y habrá disputa entre otros. Pero la influencia es de doble dirección. La elección de Rubalcaba determinará no tanto a quienes le apoyaron desde el principio, a quienes les ha caído un balón de oxígeno, sino que ha quitado entusiasmo e ímpetu a los que apostaron por Carme Chacón y han vuelto a casa como perdedores. Sin menospreciar tampoco el efecto llamada que tiene el poder.

El mapa de poder interno del PSOE estará completo a primeros de abril, salvo Canarias, que deja su cónclave para el otoño. En el País Vasco no toca hasta 2013, pero su líder, Patxi López, forma parte del núcleo duro de Rubalcaba. En los movimientos que han empezado a producirse en todas las federaciones se vislumbra que Rubalcaba podrá tener una mayoría cómoda de barones territoriales en torno a él una vez que se produzcan los congresos. La perturbación para la dirección federal vendrá por Madrid y Valencia.

» Madrid. El secretario general del PSM, Tomás Gómez, tiene la mayoría. Está por ver si cristaliza un nombre propio que lidere el amplio sector crítico que apostó por Rubalcaba. En el PSOE, dentro y fuera de Madrid, se extiende la tesis de que no habría que buscar a toda costa una alternativa a Gómez. Pero el enconamiento es muy profundo.

» Valencia. El actual secretario general, Jorge Alarte, apoyó a Rubalcaba, pero una multiplicidad de familias trata de agruparse en su contra. Como ocurre desde hace más de veinte años, el sector que aglutina el senador Joan Lerma está a la cabeza de los críticos, entre los que se encuentra el diputado Ximo Puig, que apoyó a Carme Chacón.

» Castilla-La Mancha. La victoria de Rubalcaba no se sabe cuánto ha beneficiado a Emiliano García-Page, alcalde de Toledo, pero desde luego no le ha perjudicado. Ha entrado en la ejecutiva federal y será el único candidato a la secretaría general de la federación. Otros candidatos, que apoyaron a Carme Chacón, han desistido. El alcalde toledano tiene el paso expedito. Los cambios profundos de la federación parece que discurrirán sin demasiada tensión. El secretario general saliente por voluntad propia, José María Barreda, apoyó a Chacón, pero mantuvo y mantiene una buena sintonía con Page. No se ha roto tampoco el hilo de amistad entre Barreda y el expresidente José Bono, que siempre apoyó a Rubalcaba.

» Asturias. Su secretario general, Javier Fernández, aspira a repetir en el cargo y no tendrá problemas, aunque ahora su prioridad es aprovechar la segunda oportunidad que se ha abierto en esa comunidad por la convocatoria de elecciones. Fernández apoyó, así como la mayoría de su federación, a Rubalcaba. El político asturiano será nombrado el próximo viernes coordinador del Consejo Territorial del PSOE, que reúne a todos los barones socialistas.

» Extremadura. Su líder actual, Guillermo Fernández-Vara, aspira a volver a serlo. Por el momento no ha aparecido, y no parece que vaya a ocurrir, nadie dispuesto a disputarle la reelección. Vara siempre apoyó a Rubalcaba como candidato electoral y también ahora para la secretaría general, aunque no lo expresó en alto para respetar la autonomía de los militantes.

» Galicia. También aspira a repetir en el puesto Pachi Vázquez, alineado con Rubalcaba, en una federación dividida, en la que Chacón tuvo muchos partidarios. Ahora bien, sus oponentes pueden venir de sectores del partido que también están con Rubalcaba, como el alcalde de Vigo, Abel Caballero.

» La Rioja. El próximo 25 de febrero esta federación celebra su congreso, y podría haber tres aspirantes. Su actual secretario general, Juan Francisco Martínez-Aldama, ya no se presenta, pero su línea esta representada por José Ángel Lacalzada. Luis Alonso, apoyado por los sectores más a la izquierda de la organización, es el segundo; también César Luena, diputado nacional y muy comprometido con Rubalcaba y su equipo, pelea por conseguir la mayoría.

» Cantabria. La actual secretaria general, Dolores Gorostiaga, deja el cargo por cumplir el tiempo que marcan los estatutos. Su línea en principio es la mayoritaria —apoyó a Rubalcaba—, aunque habrá dos listas y se prevé una fuerte pugna.

» Castilla y León. Esta federación apoyó muy mayoritariamente a Rubalcaba, liderada por su secretario general, Oscar López, que fue nombrado en el congreso federal secretario de Organización. El lunes desvelará sus planes sobre si deja el cargo regional para dedicarse plenamente a la responsabilidad federal. “Yo no soy Dolores de Cospedal ni el PSOE es el PP”, ha dicho a este periódico, en alusión a que la secretaria general del PP es también la presidenta de la comunidad de Castilla-La Mancha. Algunos miran hacia Carlos Martínez, alcalde de Soria, que estuvo en el equipo de Chacón, aunque la derrota de la exministra ha hecho que Martínez reflexione sobre si disputará la secretaría general.

» Murcia. La victoria de Rubalcaba ha hecho que el sector crítico de la región dude sobre si presentar batalla al candidato de la mayoría, que aún está por determinar, una vez que su actual secretario general, Pedro Saura, deja el puesto. El sector mayoritario tiene margen suficiente, en principio, para que su candidato salga adelante.

» Navarra. Su secretario general, Roberto Jiménez, estuvo en primera línea en el apoyo a Carme Chacón. Pero no parece que haya movimientos para tratar de desbancarle. Jiménez es vicepresiente del Gobierno de coalición con UPN, y los socialistas navarros consideran que tiene que primar el sentido institucional y su responsabilidad con los intereses generales de Navarra. En esta línea está Juan Moscoso, diputado por Navarra y miembro de la ejecutiva de Rubalcaba.

» Aragón. La sustitución de Marcelino Iglesias, por voluntad propia, portavoz ahora en el Senado, está clara. Javier Lamban, con el apoyo general de la federación, se alzará con la secretaría general.

» Baleares. Francina Armengol, que apoyó a Rubalcaba tras anunciar su candidatura para suceder a Francesc Antich, puede ganar el congreso, aunque tendrá que competir con la alternativa crítica del catedrático Carles Bona.