Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PSOE respeta la decisión, que Llamazares tacha de "grave error"

El diputado Llamazares advierte de que los militantes no entenderán los motivos de darle el poder en Extremadura al PP

El PSOE extremeño respeta la decisión adoptada por el Consejo Político de IU de que sus tres diputados autonómicos se abstengan en la sesión de investidura y que sea el popular José Antonio Monago, cabeza de la lista más votada el 22-M, el próximo presidente de la Junta de Extremadura, tras 28 años de Gobierno socialista. Fuentes del PSOE extremeño aseguran a Efe que ahora solo cabe "el respeto más absoluto" a la decisión de IU y que el partido "seguirá trabajando desde donde los extremeños han querido que lo hagamos, desde la oposición".

El presidente saliente, Guillermo Fernández Vara, opinará sobre el tema tras la reunión de la ejecutiva federal del lunes por la tarde.

El diputado de Izquierda Unida, Gaspar Llamazares, ha criticado la decisión de los dirigentes de la coalición en Extremadura de abstenerse en la investidura y dar, por tanto, la presidencia al PP. "La decisión me parece un grave error. Porque incumple la palabra, porque no la entiende el votante y facilita la campaña de la pinza", ha escrito en su cuenta de Twitter.

Llamazares se ha distanciado de esta decisión, tomada por 28 votos frente a 19, aunque recalca que la acata:"La decisión la ha tomado la base y no lo que algunos denominan clase política.Tienen razones pero no la razón. No la comparto pero la acato". Pese a su disgusto, el parlamentario ha recalcado que la decisión es "democráticamente impecable".

El portavoz de IU en el Ayuntamiento de Madrid, Ángel Pérez, también ha expresado su descontento en Twitter: "No comparto la decisión de IU Extremadura, pero el PP gobernará gracias, básicamente, a la política del PSOE".