Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Muere el ministro de Defensa de Uruguay Eleuterio Fernández Huidobro

El exguerrillero y miembro fundador del movimiento tupamaro falleció a los 74 años en el Hospital Militar de Montevideo

Eleuterio Fernández Huidobro al lado de José Mujica en 2011.
Eleuterio Fernández Huidobro al lado de José Mujica en 2011. AFP

“Julio los prepara y agosto se los lleva”, es uno de los refranes más típicos del invierno uruguayo, que se cumplió a rajatabla con Eleuterio Fernández Huidobro, actual ministro de Defensa de Uruguay, fallecido a los 74 de edad en la madrugada del viernes en el Hospital Militar de Montevideo después de varias semanas de enfermedad.

Miembro fundador del movimiento tupamaro de Uruguay, una de las guerrillas legendarias de Latinoamérica en los años 60, Fernández Huidobro fue uno de los diseñadores de la no menos épica fuga de la cárcel de Punta Carretas.

El libro Ginness de los récords mantiene la operación como la mayor fuga de presos políticos de la historia. En septiembre de 1971 un grupo de 111 reclusos tupamaros lograron escapar del penal a través de un túnel de 45 metros. Con Huidobro a la cabeza salieron todos de la celda 73 y llegaron, por un error de cálculo, a la casa de una señora en un barrio de clase media de Montevideo.

La fuga de Punta Carretas cimentó la leyenda de los tupamaros uruguayos en toda Latinoamérica, pero también selló la derrota militar de la guerrilla ya que el entonces Gobierno civil del país encomendó la lucha contra la insurgencia al Ejército, que fue implacable.

Detenido en 1972, el exguerrilero formó parte del grupo de los llamados “rehenes” de la dictadura, junto con el expresidente José Mujica. Los militares uruguayos, que gobernaron de 1973 a 1985, habían escogido a un grupo de dirigentes tupamaros que podían ser ejecutados en cualquier momento: durante trece años los sometieron a diversas torturas, trasladándolos de cuartel en cuartel, encerrados en pozos.

Huidobro sobrevivió para contarlo y al término de la dictadura narró en numerosos libros los años de plomo de Uruguay, fue electo Senador y terminó su carrera como ministro de Defensa, cargo que a pesar de sus problemas de salud mantuvo hasta el final.

Como ministro de Defensa, Huidobro exasperó a la izquierda uruguaya con fuertes arremetidas contra los grupos de defensa de los derechos humanos, que siguen pidiendo que se esclarezca el paradero de los desaparecidos de la dictadura. En octubre del 2010 aseguró que el activismo de estos sectores se estaba “transformando en un negocio”, provocando un gran escándalo.

También recomendó a la población que se comprara armas y se entrenara para utilizarlas como respuesta al problema de la delincuencia, entrando en conflicto con el Gobierno del Frente Amplio (izquierda) del que formaba parte.

En el Uruguay de hoy en día, la cárcel de Punta Carretas es uno de los centros comerciales más lujosos de Montevideo, sin rastro de aquellos años de enfrentamiento. Huidobro lo comentó una vez con humor cuando salió del edificio: “es la primera vez que me voy por la puerta”, dijo.