Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Zapatero cita en Dominicana a la oposición y el Gobierno de Maduro

La reunión forma parte de los esfuerzos de la comunidad internacional por lograr acercar a los actores del conflicto político de Venezuela

Zapatero saluda a Maduro en una reunión el pasado 17 de mayo.
Zapatero saluda a Maduro en una reunión el pasado 17 de mayo. AFP

El exjefe del gobierno español José Luis Rodríguez Zapatero, y los expresidentes de República Dominicana, Leonel Fernández, y Panamá, Martín Torrijos, se han reunido este viernes con los representantes del Gobierno de Nicolás Maduro y de su rival, la Mesa de la Unidad Democrática (MUD), en lo que constituye el primer esfuerzo por acercar a los actores del conflicto político de Venezuela.

A la reunión, que ha trascendido a los medios gracias a sendas filtraciones de la cadena chavista Telesur y del opositor diario El Nacional, han asistido, por el lado del chavismo, el diputado Elías Jaua, la canciller Delcy Rodríguez y el alcalde del municipio Libertador (centro oeste de Caracas), Jorge Rodríguez. Por laMUD han asistido los parlamentarios Luis Aquiles Moreno, Alfonso Marquina y Timoteo Zambrano.

No ha habido confirmación oficial de la cita, ni sus asistentes se han referido a ella. Solo el secretario ejecutivo de la MUD, Jesus Torrealba, quiso aclarar en Twitter que no hubo cita conjunta entre las partes. "Representantes de la MUD asistieron a un encuentro con Zapatero, Fernández y Torrijos y reiteraron los puntos fundamentales en cualquier proceso de diálogo", aseguró.

La oposición no está dispuesta a sentarse con sus adversarios antes que se fije la fecha del referéndum revocatorio -que el Consejo Nacional Electoral, dominado por el régimen, se ha empeñado en dilatar-, que se libere a los presos políticos y que se respeten las decisiones de la Asamblea Nacional, cuyas leyes son desconocidas por la Sala Constitucional, que también controlan los chavistas.Durante la semana varios ex presidentes, organismos regionales y diversos Gobiernos de todo el mundo pidieron que se active un diálogo entre Maduro y la oposición, buscando reducir la tensión que se vive en la nación sudamericana, sumida en una grave crisis económica, con la inflación más alta del mundo, recesión y escasez de bienes.

Maduro dice estar sufriendo "la más fuerte agresión" tras 17 años de la autodenominada revolución bolivariana en el poder. Se ha declarado víctima de una "guerra económica" y de una conspiración imperial que busca derrocarle.

Las diferencias surgidas al término de la cita, con cada una de las partes intentando imponer su punto de vista de esta primera reunión, demuestran lo que aseguró Rodríguez Zapatero durante su visita a Caracas. El camino del diálogo en Venezuela será "largo, duro y difícil".

Las partes intentan reunirse sin éxito desde 2014. En aquella ocasión la oposición terminó levantándose de la mesa, que contaba con la facilitación del embajador del Vaticano en Venezuela, Aldo Giordano, porque no había acuerdos concretos. El chavismo, que siempre es el primero en llamar al diálogo, plantea estas citas con su contraparte como un foro de discusión política sin mayor trascendencia.

Más información