Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un detenido en el aeropuerto de Ámsterdam por una “situación sospechosa”

Los agentes activaron el protocolo de seguridad. El detenido es un 'sin techo' polaco

Imagen del aeropuerto en el momento del desalojo. Atlas

El hombre detenido la noche del martes por la policía militar holandesa en el aeropuerto internacional de Ámsterdam-Schiphol, es un ciudadano polaco sin domicilio fijo que se identificó como “un terrorista”. Según los agentes, estaba ebrio y se encontraba en la zona comercial del vestíbulo que desemboca en el control de pasaportes. Cuando uno de los perros adiestrados olfateó una posible sustancia peligrosa en las mochilas que portaba, se aplicó de inmediato el protocolo destinado a “incidentes sospechosos”. El recinto fue acordonado y los viajeros permanecieron en el interior mientras los artificieros revisaban, fuera, el contenido de los macutos.

Los vuelos no fueron alterados y los trenes que paran en el subterráneo del aeropuerto siguieron llegando, pero el flujo de automóviles y buses en dirección a Schiphol se vio afectado por la operación policial. La cola formada fue enorme. Los pasajeros que habían aterrizado y esperaban su equipaje estuvieron varias horas bloqueados, muchos en la zona de recogida de maletas. Las barreras se levantaron hacia las tres de la madrugada. Por su parte, el súbdito polaco continúa retenido porque el interrogatorio no ha terminado.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >