Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los mexicanos más pobres gastan casi un cuarto de sus ingresos en sobornos

Los hogares más pobres de México destinan hasta un 24% de sus ingresos a pagar sobornos, práctica de corrupción generalizada que desalienta a la iniciativa privada y la inversión y daña la competitividad de la economía, según una fuente gubernamental.

El ministro de la Función Pública, Germán Martínez, lamentó ayer que estas personas se vean obligadas a pagar "por obtener los bienes y servicios a los que deberían tener, sin reservas, legítimo derecho".

Durante un seminario dedicado a la lucha contra la corrupción, que ayer comenzó en la capital mexicana y en el que también participó el juez Baltasar Garzón, el ministro dijo que ese delito "profundiza la desigualdad" y frena la actividad económica y el acceso a bienes y servicios de la gente. El funcionario explicó que existe el 87% de posibilidades de que un mexicano pague al menos una mordida (soborno) en su vida.

Según el ministro, "en los últimos cinco años, el 35% de la inversión extranjera que decidió no entrar a México lo hizo basándose precisamente en la percepción de corrupción o la opacidad de nuestros negocios".