_
_
_
_
_

Bella Hadid, libre de la enfermedad de Lyme tras 10 años: “Si tuviera que pasar por todo esto otra vez, lo haría de nuevo”

La modelo fue diagnosticada en 2012 con esta infección bacteriana provocada por la picadura de una garrapata, pero los últimos meses se ha visto obligada a abandonar las pasarelas para centrarse en el tratamiento

Bella Hadid
Bella Hadid en un evento celebrado en Las Vegas, Nevada, el 18 de marzo de 2023.Denise Truscello (Getty Images for Caesars Enterta)

Bella Hadid (Washington, 26 años) se ha enfrentado durante los últimos 10 años a momentos oscuros que le han obligado a alejarse de las pasarelas, a pesar de ser una de las modelos mejor pagadas del mundo. Fue en 2012 cuando la diagnosticaron con la enfermedad de Lyme, infección bacteriana que se contrae por la picadura de una garrapata infectada. Desde entonces, Hadid se ha mostrado siempre sincera a la hora de hablar de su lucha, que se ha intensificado en el último año y que le ha obligado a parar. Después de algo más de una década padeciendo la enfermedad, la modelo ha confesado ahora a través de sus redes sociales cómo se encuentra después de haber terminado el tratamiento. Y ha afirmado estar ya curada de la enfermedad.

Ha sido a través de su perfil de Instagram, en el que acumula más de 59 millones de seguidores, donde ha compartido una serie de fotografías que documentan las diferentes etapas de su tratamiento: desde imágenes en el hospital conectada a diferentes aparatos a otras donde se ve a una enfermera extrayéndole sangre. “La pequeña yo estaría orgullosa de haberme hecho crecer por no renunciar a mí misma”, comienza el escrito. Y añade: “Me siento profundamente agradecida con mi mamá por guardar todos mis registros médicos, estar a mi lado, nunca dejarme, protegerme, apoyarme...”.

Hadid ha descrito la experiencia como “confusa”, aunque el estado de vulnerabilidad en el que ha estado durante años le ha ayudado a cuestionarse sus privilegios: “Vivir en este estado y empeorar con el tiempo mientras trataba de enorgullecerme a mí, a mi familia y a las personas que me apoyan, me había afectado de una manera que no puedo explicar. Estar tan triste y enferma con tantas bendiciones, privilegios, oportunidad y amor a mi alrededor fue posiblemente lo más confuso de la historia”. La modelo nunca ha ocultado la enfermedad ni cómo esta le estaba afectando en lo personal y en lo profesional, pero ha querido dejar claro que ya está todo bien. “No tienen que preocuparse. No cambiaría nada por nada del mundo. Si tuviera que pasar por todo esto otra vez, para llegar aquí, al momento exacto en el que estoy ahora mismo, finalmente sana, lo haría todo de nuevo. Me ha hecho ser quien soy ahora”.

“Han sido más de 100 días de tratamiento, pero todo ha valido la pena si puedo tener una vida repartiendo amor y siendo capaz de ser verdaderamente yo misma, por primera vez en la historia”, continúa el comunicado en el que ha confirmado estar ya recuperada de la enfermedad. El final del mensaje es esperanzador, tanto para ella como para sus seguidores. Aunque no ha anunciado su regreso a las pasarelas de moda de manera inminente, sí que ha dejado la puerta abierta a hacerlo próximamente: “Volveré cuando esté lista”.

Este último año no ha sido fácil para ella y tampoco lo ha ocultado. En un vídeo publicado en TikTok el pasado mes de abril, la modelo explicó cómo se sentía: “Odio mirarme al espejo o hacerme fotos porque me dan ganas de vomitar cuando me veo. Años y años de esto. Lo estoy arreglando, lo intento... pero es difícil ser modelo de profesión y, al mismo tiempo, verme de esta manera”. La enfermedad de Lyme le ha estado provocando lesiones en la piel, ansiedad, lesiones, depresión y falta de motivación. Incluso publicó un vídeo en el que mostraba cómo se le movía un diente a causa de la dolencia.

Durante este tiempo no ha estado sola. Su madre, Yolanda Hadid, y su hermano, Anwar Hadid, también han padecido durante estos años la misma dolencia. En una entrevista para Vogue en 2021, Yolanda defendía que dar voz a la “enfermedad invisible” ayudaba a una mayor concienciación: “Siempre digo que tenemos que convertir nuestra desgracia en un mensaje. Las dos [Bella y ella] estamos convencidas de que no deberíamos limitarnos a utilizar nuestras plataformas para subir selfis. Tratamos de usarlas como altavoz para dar voz a quienes no pueden ser escuchados. Tenemos el poder de concienciar al mundo y mostrar los aspectos más desagradables de nuestras vidas”. El que no se ha alejado nunca del lado de Bella, tal y como ha publicado en su cuenta de Instagram la modelo, ha sido su perro, a quien le ha dedicado un post. Aunque por ahora no ha querido poner una fecha de vuelta al trabajo, su regreso está cada vez más cerca y, después de muchos años, volverá a ser ella misma y no lo que la enfermedad le ha obligado a ser.

Sobre la firma

Andrea Jiménez
Redactora de la sección Gente y Estilo de Vida desde septiembre de 2022. Graduada en Periodismo por la Universidad de Zaragoza, ciudad natal en la que realizó prácticas en RTVE. Cursó el máster de Periodismo UAM-EL PAÍS con la promoción 2021-2023.
Normas
Tu comentario se publicará con nombre y apellido
Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_