Bravo aboga por exigir el nivel de valenciano que garantice la educación

Compromís defiende la exigencia del requisito lingüístico para los funcionarios de la Comunidad Valenciana

Gabriela Bravo, en una imagen de archivo.
Gabriela Bravo, en una imagen de archivo.ULY MARTÍN

La consejera de Justicia, Gabriela Bravo, ha abogado este martes por exigir, en el reglamento que determine la exigencia de cierta capacitación lingüística en la Administración, el mismo nivel que certifique el sistema educativo público. Compromís, socio de gobierno en el Consell del Botànic del PSPV y de UP, ha insistido en que el nivel C1 de valenciano, o grado Mitjà, debe ser un requisito imprescindible” para los funcionarios en la Comunidad Valenciana.

Bravo ha señalado que ella es partidaria de que el sistema educativo garantice el C1, y que quiere que los alumnos acaben sus estudios con el mayor nivel posible de valenciano, pero ha insistido en que si no se cuestiona ni se exigen pruebas extra de castellano, debe suceder lo mismo con el valenciano.

“El decreto exige lo que garantiza el sistema educativo; si se garantiza que los alumnos acaban con un B2, se pide un B2. Mi aspiración es que hablen y escriban tan bien en un idioma [valenciano], como otro, porque hemos de tener el nivel necesario para asumir responsabilidades en los puestos más altos, pero creo que el sistema educativo ha de dar ese nivel”, ha insistido.

Sobre la oposición de Compromís a la propuesta inicial del desarrollo de dicho reglamento, Bravo ha señalado: “Creo que mi responsabilidad es poner en marcha la elaboración del reglamento y llevarlo al Consell lo antes posible, porque la ley establecía el plazo de un año para la aprobación del reglamento”.

“Si hay discrepancias se intentará solucionar como siempre, somos un gobierno de coalición, muchas veces hemos tenido puntos de vista diferentes. Soy partidaria de dialogar lo necesario, pero creo que el decreto no puede pasar por exigir niveles superiores a los que garantiza el sistema educativo a toda la ciudadanía”, ha subrayado la consellera.

En este sentido, ha aclarado que la tramitación del reglamento ha de ir acompañada de un decreto de homologación de niveles lingüísticos del valenciano que ha de poner en marcha la Consejería de Educación.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

“Yo coincido con la posición de que, una vez superado el Bachillerato, se reconozca el nivel C1, como se hace en Galicia o Cataluña. Lo importante es que el valenciano deje de ser considerado un mérito, y no hacerlo esta legislatura sería un gran fracaso”, ha opinado.

Este requisito o exigencia de capacitación tendría un periodo transitorio de implantación de entre uno y dos años, para que no afecte a todos aquellos que están en fase de exámenes o preparando alguna oposición.

Sobre la firma

C, V.

Periodista del diario EL PAÍS en la Comunitat Valenciana. Se ha ocupado a lo largo de su carrera profesional de la cobertura de información económica, política y local y el grueso de su trayectoria está ligada a EL PAÍS. Antes trabajó en la Agencia Efe y ha colaborado con otros medios de comunicación como RNE o la televisión valenciana À Punt.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS