RECURSOS HÍDRICOS

Puig asegura que se ha limitado el recorte al trasvase Tajo-Segura y Mazón pide un frente común con Andalucía

El presidente valenciano sostiene que el aporte de agua es imprescindible hasta que se garantice una alternativa y reclama una mesa de diálogo con los regantes y el Ministerio de Transición Ecológica

Ximo Puig interviene en la presentación del Plan Estratégico de Transformación Digital 'GEN Digital 2025'.
Ximo Puig interviene en la presentación del Plan Estratégico de Transformación Digital 'GEN Digital 2025'.ROBER SOLSONA / Europa Press

El presidente de la Generalitat, Ximo Puig, ha destacado el paso que ha supuesto avanzar de la postura inicial del Ministerio de establecer un caudal ecológico del Tajo de 8′5 metros cúbicos por segundo a fijarlo en 7 hasta 2026, aunque le gustaría que finalmente se quedara en 6, y ha valorado las inversiones que se van a hacer para modernización de regadíos y mejora de la desalinización, la depuración, la reutilización y las infraestructuras, por un importe de 500 millones de euros. Ha pedido que se constituya una mesa de diálogo permanente entre los regantes, la Generalitat y el Ministerio de Transición Ecológica para “aproximar posiciones” sobre el trasvase Tajo-Segura y que se pueda “garantizar agua para siempre” y progreso para las comarcas alicantinas.

Más información

Puig ha señalado en declaraciones a los medios de comunicación que el Gobierno valenciano va a estudiar el plan hidrológico del Tajo que ha planteado el Ministerio y presentará alegaciones, con la premisa de buscar “soluciones desde el diálogo” y mantener “la máxima firmeza en la defensa de los intereses” de los regantes alicantinos.

La propuesta del Ministerio para la Transición Ecológica, recogida en la nueva planificación hidrológica que se sacó este lunes a información pública, establece un caudal ecológico mínimo en Aranjuez de 7 metros cúbicos por segundo desde que se apruebe el plan de cuenca hasta 2026. En enero de ese año subirá a 8 metros cúbicos y en 2027, a 8,6. Fuentes del ministerio explican que ese incremento paulatino se hace para dar tiempo a realizar las obras oportunas en las cuencas receptoras para compensar la caída en el agua que les llegará. Ahora mismo en el Tajo está establecido un caudal mínimo circulante de 6 metros cúbicos de media anual, con lo que la propuesta del Ejecutivo incrementa la cantidad de agua que debe fluir por el río. Cuanto mayor sea ese caudal, menos agua se puede desviar para trasvasar a Murcia, Andalucía y la Comunidad Valenciana.

Puig h insistido en que, en el proceso de información y debate que ahora se abre, el Gobierno valenciano estará “como siempre apoyando a los regantes” y lo va a hacer desde la búsqueda de soluciones, mientras que ha reclamado que hay una “hoja de ruta común, evaluada y permanentemente dialogada” con los regantes y con el Ministerio. Puig ha manifestado que, hasta que no esté garantizada el “agua para siempre” para las comarcas alicantinas, el trasvase Tajo-Segura es “absolutamente imprescindible”, y ha considerado que todas las transiciones tienen que ser “transiciones, no acciones disruptivas”.

No obstante, ha alertado de que si en 2026 no están acabadas todas las infraestructuras necesarias no se podrá llevar a cabo una reserva mayor del acueducto, y ha reclamado que se hagan las inversiones “lo más rápidamente posible” y que lleguen compensaciones en el agua desalinizada y se aceleren los procesos de reutilización. Todo ello, ha insistido, con el “gran objetivo” de que haya “agua para siempre” que garantice que la huerta de la Vega Baja y la llamada “huerta de Europa” tenga “garantías absolutas”.

El presidente de la Diputación de Alicante y candidato a liderar el PPCV, Carlos Mazón, se ha referido este martes al trasvase cuando ha celebrado la propuesta que el presidente de la Junta de Andalucía, Juan Manuel Moreno, del PP, ha lanzado al presidente de la Generalitat, el socialista Ximo Puig, para establecer un “frente común” por una financiación autonómica justa. Ha criticado que Puig “no siga el mismo ejemplo de unión con el agua” y el trasvase Tajo-Segura.

“Es una pena que Puig no se junte y se sume a otros frentes comunes; por ejemplo, al del agua como el que le propuso el presidente de la Región de Murcia, Fernando López Miras, una unión a la que incluso llamó aquelarre”, ha dicho. Ha remarcado que le da lo mismo “el partido en el que milite cada uno de los presidentes autonómicos, algo que a los demás también debería darles lo mismo, pero al parecer en unos casos es un aquelarre y en otros no”.

Con todo, Mazón ha alertado del momento crucial por el que atraviesa la Comunidad y la provincia de Alicante con la infrafinanciación y con la “muerte inminente” del trasvase si se lleva a cabo la pretensión del Gobierno de España de incrementar gradualmente el caudal ecológico del Tajo hasta los 8,6 metros cúbicos en 2026. “Vamos a acabar enterrando al trasvase”, ha advertido, para criticar que Pedro Sánchez “está llevando a la provincia a ser el desierto de Europa con el aplauso, el silencio y el disimulo de la Generalitat Valenciana”.

El popular ha asegurado no entender que desde el gobierno de la Generalitat (PSPV-Compromís-Unides Podem) se diga que el trasvase es irrenunciable. “Cada vez que lo dicen sufrimos otro cuchillazo más, porque hay un decretazo que, de manera arbitraria, se salta los criterios técnicos y de sostenibilidad”, ha rebatido, y ha hecho notar que tan caudal ecológico es el de la cabecera del Tajo el del Segura” y que hay “miles de familias” que dependen del trasvase.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50