Los bañistas de una playa de Granada atrapan a un narcotraficante

El suceso tuvo lugar cuando la lancha con carga de droga irrumpió en la orilla de Melicena mientras era perseguido por la Guardia Civil a la luz del día

Momento en el que la embarcación en la que viajaban dos narcos llega a la costa de Granada. En vídeo, la persecución de la Guardia Civil a la narcolancha y la posterior caza de los bañistas a los narcos.TWITTER
In English

Eran las seis de la tarde del pasado sábado cuando la veintena de bañistas que tomaba el sol en la playa de Melicena, en el término municipal de Sorvilán (Granada, a unos 92 kilómetros de la capital), fueron sorprendidos por el ruido de una patrullera de la Guardia Civil que estaba persiguiendo a una pequeña embarcación a escasos metros de la costa. El pasmo no quedó allí. La lancha enfiló directamente a la orilla, y a punto estuvo de arrollar a un veraneante.

“Ese viene para acá. Estos van a desembarcar aquí, verás, verás”, comentaba uno de los bañistas mientras grababa la escena. “Estos” eran dos narcotraficantes y la embarcación una narcolancha repleta de fardos de hachís. Los dos tripulantes saltaron del bote, cada uno con una bolsa en los brazos, y empezaron a correr sin rumbo fijo.

El estupor de los bañistas se disipó casi al mismo tiempo en el que la lancha encallaba en medio de las sombrillas. Una decena de ellos se abalanzó sobre uno de los ocupantes de la lancha hasta lograr retenerlo en la arena. El otro fue capturado minutos después por la Guardia Civil. Los veraneantes se habían convertido en inesperados cazanarcos en bañador, aunque uno de ellos, el que primero placó al supuesto criminal, era un sargento del Instituto Armado fuera de servicio.

Los dos narcotraficantes, de 32 y 43 años, fueron trasladados a los calabozos de la Guardia Civil en Salobreña, a 40 kilómetros del lugar donde fueron apresados. La carga de droga que no consiguieron salvar, 808 kilos de hachís, hubiera costado en el mercado más de un millón y medio de euros.

En lo que va de verano, el mayor alijo de marihuana de España —5,6 toneladas de cogollos listos para transportar al Reino Unido-—se desarrolló en La Mojonera, un municipio cercano a la costa almeriense, entre Roquetas del Mar y El Ejido. La operación se desarrolló el 15 de julio y la banda desarticulada tenía su centro de operaciones en la Costa del Sol, escenario habitual de este tipo de operaciones, no solo en verano. En esta parte de la provincia de Málaga, el último alijo de envergadura, a finales de julio, tuvo como protagonista no una narcolancha, sino un moderno barco velero en cuyo casco se ocultaban 1.018 paquetes de un kilogramo de clorhidrato de cocaína. Además de embarcaciones, en este territorio también se confiscó a mediados del pasado mes un dron dedicado a trasladar droga entre Marruecos y Málaga.

A finales de julio, la Guardia Civil desarticuló en Algeciras (Cádiz) una organización dedicada a blanquear dinero de los narcos. Esta ha sido una de las operaciones antidroga más relevantes de este verano en la provincia gaditana. Del otro lado del valle del Guadalquivir, Huelva ha cobrado protagonismo en los últimos meses. El 27 de junio, agentes del Instituto Armado intervenían 3.700 kilos de hachís ocultos en narcolanchas en Ayamonte. El 30 de julio, agentes del mismo cuerpo, en colaboración con la Agencia Tributaria, Policía Judiciaria de Portugal y Europol, han desmantelado una organización delictiva que pretendía introducir 15 toneladas de hachís en España a través del puerto de Huelva.

Las opreaciones contra el narcotráfico en Andalucía en el último años crecieron un 51%, según los datos que ofreció el Ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, el 9 de julio en Algeciras. Las cifras, recabadas entre julio de 2020 y julio de 2021 solo se centran en las actuaciones realizadas en el marco del Plan Especial del Estrecho. Con el foco ampliado a las provincias de Huelva y Málaga —además de la totalidad de la provincia de Cádiz—, pero sin incluir Granada y Almería, los indicadores han crecido. Solo las investigaciones dirigidas a combatir el blanqueo de capitales se han elevado en un 42%. Las pesquisas judicializadas —2.449 en el último año— son también un 32% más que el periodo anterior y en el número de detenidos por tráfico de drogas ha crecido un 14%. La diáspora queda en evidencia al comparar cómo en Cádiz las aprehensiones de planta de marihuana han descendido un 72%, mientras que Málaga se han incrementado un 39%, y en Huelva un 84%.



Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción